Empresas españolas

La marcha de Alierta de Telefónica extiende el proceso de cambio generacional en el Ibex 35

Juan Miguel Villar Mir, con 84 años y líder de OHL, es el presidente con más edad del selectivo madrileño

31.03.2016 | 04:06
José María Álvarez-Pallete López (d) sustituirá a César Alierta.

La marcha de César Alierta de la presidencia ejecutiva de Telefónica perpetúa el imparable proceso de cambio generacional en las empresas del Ibex 35, con varios presidentes por encima de la edad de jubilación e incluso superando los 80 años de edad que siguen al frente de grandes compañías y todavía no piensan en el relevo.

Alierta, con 70 años y tras casi 16 años al frente de Telefónica, deja el timón de la compañía en manos de José María Álvarez Pallete, con 53 años de edad.

Dentro del Ibex 35, Juan Miguel Villar Mir es el presidente de mayor edad de las empresas del selectivo madrileño, mientras que el presidente de Merlin Properties, Ismael Clemente, y de Aena, José Manuel Vargas, son los más jóvenes del selectivo al frisar los 46 años.

En concreto, Villar Mir sigue a sus 84 al frente de OHL, grupo constructor que constituyó con la fusión de varias empresas y en el que se mantiene como presidente.

El empresario no ha manifestado por el momento intención de dar el relevo en la primera línea de la gestión de la empresa, si bien asegura que la sucesión está garantizada con su hijo Juan Villar Mir de Fuentes. Además, este año, por vez primera en la historia, Villar Mir cedió a su hijo y al consejero delegado de OHL, Josep Piqué, la presentación a analistas de los resultados de cierre de 2015, que hasta ahora el ha venido realizando anualmante.

Por detrás de Villar Mir se sitúa el presidente de Técnicas Reunidas, José Lladó, que con sus 82 años continúa llevando el timón de la compañía y todavía no piensa en el relevo.

Uno de los empresarios más conocidos de España, Amancio Ortega, de 80 años, hace ya cinco años que dejó la primera línea ejecutiva al ceder la presidencia de Inditex a Pablo Isla, con 52 años de edad.

No obstante, preside la sociedad Pontegadea, primer accionista del gigante textil, que tiene en Marta Ortega, hija de la segunda fortuna del mundo, su apuesta de futuro para tomar las riendas de la compañía.

Con 70 años o más se sitúan, entre otros, el presidente de Caixabank, Isidro Fainé, que tiene en la actualidad 73 años, el presidente de BBVA, Francisco González, con 71 años, y el presidente de Red Eléctrica Corporación, José Folgado, que tiene 70 años.

En concreto, el más veterano del sector bancario, Fainé, tendrá que decidir a mediados de este año si sigue presidiendo el banco o prefiere presidir la Fundación 'La Caixa'.

González, por su parte, lleva 16 al frente de BBVA, tras fusionarse el Banco Bilbao Vizcaya con Argentaria. Los Estatutos de la entidad limitan su permanencia en el cargo hasta los 75 años y ya ha dicho que no piensa cambiarlos y que lo dejará cuando le toque. De hecho, tras ser reelegido en la presidencia este mismo mes para otros tres años más, se dice que éste será su último mandato y que dejará el banco con 74 años.

Otro ejemplo de sucesión tranquila es la de Red Eléctrica Corporación. El pasado mes de julio, la compañía nombraba a Juan Lasala como nuevo consejero delegado separando así los cargos de presidente del consejo de administración y de primer ejecutivo de la compañía.

De esta manera, Folgado aseguraba el relevo en la compañía, aunque mantiene sus facultades ejecutivas hasta la junta de accionistas de este año para dirigir, apoyar y tutelar este traspaso.

Otros presidentes de las grandes compañías del Ibex 35 que superan la edad de jubilación y siguen en activo son el presidente de ACS, Florentino Pérez, de 69 años de edad, que ya manifestó hace dos años su intención de ceder a parte de las funciones de primer ejecutivo de ACS que ostenta desde 1993 a Marcelino Fernández Verdes.

El presidente del grupo constructor confía en que este relevo se pueda materializar a lo largo de este año, una vez que Fernández Verdes concluya la reestructuración de las filiales que actualmente dirige, la alemana Hochtief y la australiana Cimic, y regrese a la sede en calidad de consejero delegado, un cargo que actualmente no exite en la empresa.

Repsol, por su parte, resolvió el año pasado el relevo generacional con la cesión de las funciones ejecutivas por parte de Antonio Brufau a Josu Jon Imaz.

Así, Brufau, que continúa ostentando la presidencia de la compañía, cedía con 67 años, después de 10 años al frente de la petrolera, el cargo de máximo ejecutivo a Imaz para liderar el proyecto tras la adquisición de Talisman Energy.

A punto de cumplir los 67 años también se encuentran el presidente del Banco Sabadell, Josep Oliu, que lleva desde 1999 en la presidencia de la entidad. Por detrás de Oliú, en el sector bancario, se sitúan José Ignacio Goirigolzarri (62 años), presidente de la nacionalizada Bankia desde mayo de 2012, y la presidenta del Santander, Ana Patricia Botín (55 años), que asumió el cargo tras fallecer su padre Emilio Botín en septiembre de 2014 a los 79 años, edad en la que continuaba dirigiendo la entidad cántabra sin pensar en ese momento en la jubilación.

El presidente más joven de los bancos del Ibex 35 es el del Popular, Ángel Ron, que tiene 53 años y que lleva ya una década en la presidencia del consejo de administración.

Dentro de la generación de Ron se encuentran también el presidente de Abertis, Francisco Reynés, con 53 años; el presidente de Acciona, José Manuel Entrecanales, también con 53 años o el consejero delegado de Dia, Ricardo Currás, con 54 años.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

IBEX- 35

Enlaces recomendados: Premios Cine