El Gobierno coloca a un hombre en la delegación contra la violencia de género

La prensa británica elogia la elegancia de Chacón y del resto de ministras

18.04.2008 | 00:00
Miguel Lorente.
Miguel Lorente.

Madrid

El director general de asistencia a las víctimas de violencia de la Junta de Andalucía, el médico forense Miguel Lorente, dirigirá la Delegación del Gobierno de Violencia de Género, en sustitución de Encarnación Orozco. Por otra parte, Isabel Martínez será la nueva secretaria de políticas de igualdad, cargo en el que releva a Soledad Murillo, informa «Efe».


La Delegación del Gobierno de Violencia de Género -antes de Violencia sobre la Mujer y dependiente del Ministerio de Trabajo y Asuntos Sociales- está adscrita en la presente legislatura al nuevo Ministerio de Igualdad.


Lorente, uno de los primeros expertos que en España abordaron el estudio de la violencia machista y sus diferentes características con otro tipo de violencias, reconoció que aún queda mucho por hacer y por mejorar en todos los ámbitos, desde el judicial y policial al sanitario y social.


Experto de la Organización Mundial de la Salud en temas de violencia machista, el nuevo director general trabajó durante dos años en el Centro de Investigación y Formación Forense de la Academia del FBI en Quantico (Virginia, Estados Unidos).


La ministra de Vivienda, Beatriz Corredor, nombró ayer jefe de gabinete a Nicolás Mateos Queiruga, mientras Silvia Iranzo era designada nueva secretaria de Estado de Comercio. La vicepresidenta, María Teresa Fernández de la Vega, abogó por la «absoluta transparencia» del Gobierno en la toma de posesión de Nieves Goicoechea como secretaria de Estado de Comunicación en lugar de Fernando Moraleda. También tomaron posesión Carlos Martínez como secretario de Estado de Investigación y Jorge Barrero como director de gabinete de la ministra de Ciencia e Innovación, Cristina Garmendia.


Por otra parte, el presidente Zapatero reunió anoche en una cena en Ferraz a su nuevo Gobierno y a la ejecutiva del PSOE. Mientras, frente a las críticas de Berlusconi, la prensa británica elogia la «fría elegancia» de Carme Chacón y el glamour de las Zapettes, como llaman a las ministras de Zapatero, frente a las «reinas del desaliño» de Gordon Brown. También destaca que las mujeres reinan ahora en el país que exportó el término «machismo».

Enlaces recomendados: Premios Cine