Las bodas de sangre de ETA

Hace 50 años un grupo de jóvenes del PNV funda la banda, que tras mil asesinatos en medio siglo aparece hoy como el último grupo terrorista europeo

 
Rescate de una víctima en Hipercor, donde ETA causó 21 muertos.
Rescate de una víctima en Hipercor, donde ETA causó 21 muertos. efe
 MULTIMEDIA

Vitoria / Oviedo

ETA cumple hoy sus bodas de sangre, cincuenta años en los que ha asesinado a cerca de mil personas, ha cometido decenas de secuestros y miles de extorsiones, pero se ha ido debilitando a la vez que se convertía en un anacronismo: prácticamente el último grupo terrorista de la Unión Europea. Entre los fundadores estaban el lingüista José Luis Álvarez Emparanza, «Txillardegi», que se presentó por ANV en 2008, o Julen Madariaga, de la línea de Aralar.


Fueron disidentes del colectivo juvenil Ekin, escindidos del PNV, los que alumbraron «Euskadi ta askatasuna» («País Vasco y libertad») el 31 de julio de 1959, con un único objetivo: la independencia. Un día como hoy hace medio siglo aquellos cachorros del nacionalismo pusieron en marcha una guerra terrorista sin cuartel que 34 años después de muerto Franco sigue sembrando el dolor mientras el País Vasco disfruta de una autonomía que jamás antes conocieron sus ciudadanos.


Pasó casi una década hasta el primer crimen de ETA: el 7 de junio de 1968 mató al guardia civil José Pardines, asesinado por Txabi Echebarrieta, quien horas después murió en un enfrentamiento con la Guardia Civil cerca de Tolosa (Guipúzcoa). En plena dictadura franquista, en 1970, seis de sus dirigentes fueron juzgados en el «proceso de Burgos» y condenados a muerte, pero la presión internacional hizo que las penas les fueran conmutadas por la de prisión.


ETA cometió ese año su primer secuestro, aunque no fue hasta enero de 1972 cuando hizo rehén a un empresario por motivaciones económicas. La extorsión sigue siendo aún hoy su principal fuente de ingresos.


En 1973, la banda perpetra el atentado más espectacular de su historia: el 20 de diciembre asesina en Madrid al presidente del Gobierno, Luis Carrero Blanco. En los meses siguientes el grupo terrorista se escinde en dos ramas: «milis», partidarios de la violencia indiscriminada y minoritarios en ese momento, y «poli-milis», mayoritarios, más ligados a las luchas obreras y que apostaban por la violencia selectiva.


Los atentados de las dos corriente se superpusieron hasta 1982, cuando los «poli-milis» optaron por disolverse. Los primeros ochenta fueron los años de plomo del terror. Sólo en 1980 ETA cometió 99 asesinatos. Eran tiempos muy duros. Las víctimas, sobre todo policías y guardias civiles, recibían sepultura en familia sin apenas reconocimiento.


En 1983 aparecen los Grupos Antiterroristas de Liberación (GAL), movimiento violento impulsado por cargos de la cúpula del Ministerio del Interior y que hasta 1987 cometió 25 asesinatos. Entre sus víctimas hubo 14 etarras.


En 1987 la banda da un salto en sus atentados y ataca directamente a la población civil con la bomba de Hipercor, que causó 21 muertos. Por entonces se pone en marcha la mesa de Ajuria Enea, el primer acuerdo entre partidos vascos para arrinconar a ETA y su entorno. De esa época data el primer intento de negociación, con la llamada «mesa de Argel». Se iniciaba un esquema que se ha repetido varias veces: la banda declaró una tregua entre el 8 de enero y el 4 de abril de 1989 se negoció y tras la ruptura, los terroristas volvieron a atentar.


El primer gran golpe a ETA se produjo en 1992 con la desarticulación en Bidart (Francia) de su cúpula. Ahí comienza el declive de la banda, que, en 1995, da otro salto, al asesinar al concejal del PP en San Sebastián Gregorio Ordóñez. Hasta entonces, los políticos apenas habían estado en su punto de mira.


Un año después, José Antonio Ortega Lara vive el secuestro más terrible. ETA lo mantuvo enterrado vivo en un zulo 532 días hasta que la Guardia Civil lo liberó. Para «compensar» este fracaso, el 10 de julio de 1997 la banda comete el que se convertiría en el último de sus 77 secuestros, el del concejal del PP de Ermua, Miguel Ángel Blanco, al que asesinó 48 horas después en medio de una conmoción popular sin precedentes.


La reacción ciudadana a este crimen hizo nacer el llamado «Espíritu de Ermua», un nuevo paso en la concienciación de la sociedad vasca contra ETA. Llegó una nueva tregua, la de Estella (Lizarra), declarada el 16 de septiembre de 1998 tras un pacto secreto con el PNV y EA. El 3 de noviembre de 1998 el presidente Aznar autorizó los contactos con la banda, que se produjeron en Suiza. Un año después, el 3 de diciembre de 1999, los terroristas vuelven a asesinar, pero la policial, política y social es cada vez mayor. En 2002 la caída de «Susper», jefe de los comandos de la banda propició más de un centenar de detenciones.


En lo político, en el 2002 se ilegalizó Batasuna, una decisión confirmada por el Supremo en el 2003, lo que influyó e influye directamente en su proyección pública y en las finanzas del mundo etarra. En el 2005 se gestó la última negociación: el Congreso aprobó una resolución que avalaba un diálogo del Gobierno con ETA si ésta abandonaba las armas, y la banda anunció un alto el fuego a partir del 24 de marzo de 2006.


Hubo conversaciones con el Gobierno de Zapatero que fracasaron. ETA dinamitó la tregua 30 de diciembre de 2007, cuando voló el aparcamiento de Barajas matando a dos inmigrantes. La bomba de la T-4 supuso el fin de una posible negociación para muchos años. Con unas cúpulas que duran menos de un año en libertad, sin representación pública -Estrasburgo ha dado este año un respaldo importante a España al aceptar la ilegalización de Batasuna- y con una sociedad hastiada de terrorismo, ETA sigue su camino, asesinando y sin perspectivas de fin: en su seno siempre han ganado las pistolas.

Compromiso Asturias XXI

Queremos una Asturias mejor

Queremos una Asturias mejor

¿qué es lo que te gusta de Asturias? y ¿qué es lo que no te gusta de Asturias? Discute nuestro borrador

 
Parando Villalpando

Imágenes del día

La actualidad en fotografías

La actualidad en fotografías

Todas las fotografías de las noticias en una única página

 
  LA SELECCIÓN DE LOS LECTORES
 LO ÚLTIMO
 LO MÁS LEÍDO
 LO MÁS VOTADO

Síguenos también en . . .

Facebook LNE Twitter LNE
      CONÓZCANOS:   CONTACTO |  LA NUEVA ESPAÑA |  CLUB PRENSA ASTURIANA |  PUNTOS DE VENTA |  PROMOCIONES      PUBLICIDAD: TARIFAS| AGENCIAS| CONTRATAR   
Queda terminantemente prohibida la reproducción total o parcial de los contenidos ofrecidos a través de este medio, salvo autorización expresa de La Nueva España. Así mismo, queda prohibida toda reproducción a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, Ley 23/2006 de la Propiedad intelectual.


  Aviso legal
  
Otros medios del grupo
Diari de Girona  | Diario de Ibiza  | Diario de Mallorca  | Empordà  | Faro de Vigo  | Información  | La Opinión A Coruña  |  La Opinión de Granada  |  La Opinión de Málaga  | La Opinión de Murcia  | La Opinión de Tenerife  | La Opinión de Zamora  | La Provincia  | Levante-EMV  | Mallorca Zeitung  | Regió 7  | Superdeporte  | The Adelaide Review  | 97.7 La Radio  | Blog Mis-Recetas  | Euroresidentes  | Lotería de Navidad