El Gobierno respalda el traslado a La Haya de Garzón, que se enfrenta hoy a su suspensión

El juez apela al Supremo contra la decisión de Varela de sentarlo en el banquillo y acusa a éste de buscar su inmediato apartamiento de la Audiencia

14.05.2010 | 10:17
Carlos Dívar.
Carlos Dívar.

Madrid / Oviedo, Agencias

El Consejo General del Poder Judicial decide hoy, en un pleno extraordinario, si suspende al juez Baltasar Garzón tras haber dictado el magistrado del Tribunal Supremo, Luciano Varela, la apertura de juicio oral contra él por prevaricación al declararse competente para investigar las desapariciones durante el franquismo.


El juez espera que el Consejo tengan en cuenta su solicitud y se le declare en situación de servicios especiales, lo que posibilitaría su traslado al Tribunal de La Haya, una salida que el Gobierno apoya al considerarla de «interés». Para ello, se deberá convocar una comisión permanente de urgencia que decida antes de que el pleno lo haga sobre la suspensión.


Esa comisión sólo se podrá reunir a instancias del presidente del CGPJ, Carlos Dívar, que fue quien atendió la petición de siete vocales conservadores de celebrar el pleno para suspender a Garzón. Anoche se estaba a la espera de conocer si algún vocal había solicitado a Dívar que convocara esa comisión permanente de la que pende el futuro del juez de la Audiencia Nacional, imputado por prevaricación.


El Consejo recibió ayer los informes solicitados, entre ellos el del Ministerio de Exteriores, en el que el Gobierno respalda el traslado que solicita Garzón. Si es suspendido por las tres causas abiertas en el Supremo, el juez no podrá incorporarse al Tribunal de La Haya en situación de servicios especiales. En ese caso, debería solicitar una excedencia, una compatibilidad o apartarse definitivamente de la carrera .


Según fuentes del Consejo, antes de entrar en el fondo del asunto, el pleno tendrá que pronunciarse sobre la recusación de la vocal conservadora Gemma Gallego y sobre la abstención del José Manuel Gómez Benítez, quien al haber ejercido como abogado del juez, siempre se abstiene de decidir sobre asuntos relacionados con Garzón.


En el último pleno, el CGPJ aceptó por unanimidad las abstenciones de su vicepresidente, Fernando de Rosa, y la vocal Margarita Robles, que se apartaron tras conocer que Garzón también les había recusado. Si Gómez Benítez no participa en la votación y sí lo hace Gallego, serán 18 los integrantes del pleno los que decidan sobre la suspensión del juez, según informa «Efe». Garzón dijo ayer estar tranquilo y convencido de demostrar su inocencia.


El presidente del Poder Judicial y del Supremo, Carlos Dívar, dijo que el Consejo trabaja en paz y atribuye a «elementos exteriores los momentos convulsos» que vive la Justicia. Ante el trascendental pleno de hoy, pide a los vocales que mantengan el «secreto» de sus deliberaciones para que se pueda debatir en libertad.


Mientras, en un escrito de apelación ante la Sala de lo Penal del Tribunal Supremo, Baltasar Garzón acusa al magistrado Luciano Varela de pretender impulsar su «inmediata» suspensión cautelar de sus funciones jurisdiccionales. Su abogado defensor sostiene que la apertura de juicio oral al juez «no es firme» hasta que se resuelva este recurso. El abogado defensor advierte en Varela «un cierto desprecio» hacia la Sala de lo Penal, «a no ser que esté seguro de que se va a desestimar la apelación». Garzón quiere que se practiquen las pruebas que ha venido reclamando a lo largo de la instrucción de la causa abierta por investigar los crímenes del franquismo.

Enlaces recomendados: Premios Cine