24 de mayo de 2012
24.05.2012

El PSOE pide que la ley dé acceso a la información sobre el comercio de armas

La Vicepresidenta anuncia que se inhibirá en las decisiones sobre Telefónica

24.03.2012 | 05:29

Madrid, Agencias


El PSOE quiere que la futura ley de transparencia garantice el acceso a la información sobre el comercio de armas en España. Los socialistas han incluido esta demanda en una proposición no de ley que se debatirá en la Comisión de Exteriores del Congreso, aunque también podrán plantearla como enmienda cuando el proyecto llegue a las Cortes.


El primer partido de la oposición quiere que la nueva ley incorpore mecanismos de acceso a la información correspondiente en materia de «exportación» de armas en España, en línea con el cumplimiento del sistema de información y control parlamentario que establece la ley de 2007 sobre el control del comercio exterior de material de defensa y de doble uso en nuestro país.


De otro lado, el PSOE denunció que el Gobierno tiene sin contestar casi dos tercios de las preguntas que el Grupo Socialista ha venido registrando en el Congreso desde el inicio de la legislatura para su respuesta por escrito y que ya están fuera del plazo previsto por el reglamento de la Cámara baja.


El Congreso tampoco ha hecho públicas todavía las actividades que los diputados realizan al margen de su trabajo parlamentario, y, además, la ley que obliga a crear la Oficina de Control Presupuestario lleva incumpliéndose más de un año, porque este instrumento de las Cortes Generales aún no se ha puesto en marcha.


Por otra parte, la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, apeló ayer al «derecho de abstención» que atañe a todos los altos cargos de la Administración central para garantizar que se inhibirá en la toma de decisiones que puedan afectar a Telefónica, en donde su marido, Iván Rosa Vallejo, ha sido contratado.


Para Sáenz de Santamaría, el asunto incide en el «derecho de abstención» recogido en el anteproyecto de la futura ley de transparencia y buen gobierno que ayer mismo aprobó el Consejo de Ministros. Tal como consta en la norma, explicó la Vicepresidenta, la infracción de las reglas por las que tiene que abstenerse un alto cargo de la Administración conllevaría una sanción «grave» que incluso podría acarrear la destitución.


Con todo, el líder de IU, Cayo Lara, dijo que Sáenz de Santamaría debería «haber tenido la ética de la mujer del César» en este asunto. El PP, agregó, «es responsable de no dar ejemplo de honestidad en la vida pública».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine