08 de septiembre de 2017
08.09.2017

Diez frases a evitar en una entrevista de trabajo

Tenlas bien en cuenta si no quieres quedar descartado para el puesto

08.09.2017 | 09:52
No uses estas frases cuando vayas a una entrevista de trabajo.

Las frases que sí hay que decir

  • Soy un trabajador fácil de llevar y proactivo.
  • Tengo experiencia como vendero, camarero...
  • Soy una persona honesta y centrada.
  • Estoy capacitado para trabajar en diferentes tareas.
  • Quiero impulsar mi carrera profesional.
  • Considero que mis habilidades encajan en su equipo.
  • Su compañía es muy importante en el sector.

Con el fin del verano, las cifras del paro han vuelto a dispararse. Agosto nunca es un buen mes para el mercado laboral. Un total de 46.400 personas perdieron su trabajo en agosto y se destruyeron 179.485 empleos. Toca, por tanto, ponerse manos a la obra para salir cuanto antes de la lista de desempleados. Si tienes una entrevista de trabajo a la vuelta de la esquina, te alertamos de las frases que debes evitar si no quieres quedar excluido de la selección.

No sé a qué se dedica esta empresa


El error más grave que se puede cometer es ir a la entrevista sin conocer la compañía que realiza la selección. Una investigación a fondo sobre el negocio que desarrolla es clave para superar el cara a cara con éxito.

Desconozco de qué va el trabajo


Si realmente nos interesa el empleo, debemos investigar y profundizar en qué consiste la tarea que nos van a encomendar. En caso de que lo desconozcamos, nunca preguntar de qué va o bien esperar a que el entrevistador nos lo diga.

Hablemos de lo que voy a cobrar


El sueldo es clave, por supuesto, pero no conviene preguntar la cantidad. Es posible que el entrevistador quiera saber cuál es nuestro salario ideal. Preguntar a la brava '¿cuánto voy a cobrar?' resulta incómodo para las dos partes. Pero sí estamos muy interesados, una forma más natural sería: "¿con quién debo hablar para conocer mi sueldo?".

No me gusta trabajar en equipo


Error. El trabajo en equipo es uno de los aspectos más demandados por las empresas. Tampoco debe comentarse que trabajamos bien en equipo. Hay que intentar ser creativo e incidir en las cualidades por las que destacamos.

Tengo más propuestas encima de la mesa


Aunque sea cierto, el entrevistador no debe saberlo. Tiene que creer que solo estás en su proceso de selección. Nombrar a otras empresas que están interesadas en nuestros servicios es conveniente dejarlo para una segunda fase.

Dejé mi trabajo anterior por mi jefe


Culpar a nuestro anterior jefe o hablar mal de él no es buena idea. Provoca muy mala impresión en el entrevistador.

No quiero responder a esa pregunta


El entrevistador puede ponernos en aprietos con ciertas preguntas que quizás no entendemos o nos resulten raras. Hay que responder siempre a todas las preguntas por extrañas que nos parezcan, es probable que quiera probar nuestra capacidad de improvisación.

Soy un perfeccionista


Por su puesto, pero mejor no comunicarlo. Ten presente que la perfección absoluta jamás se alcanza, todo es mejorable. Tampoco hay que decir que no tenemos defectos ni debilidades. Es mentira y además denota arrogancia.

Necesito el trabajo


Se entiende que se da por hecho en los tiempos que corren. Tú lo necesitas y el resto de candidatos probablemente también, de lo contrario no estarían allí.

¿Hay una segunda fase?


Estamos en la primera fase del proceso y debemos concentrarnos en ella. Es lo más importante en este momento. Lo más seguro es que haya un segunda fase, pero el entrevistador no te lo va a confirmar, es posible que ni lo sepa.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine