Polémica por una iniciativa singular en el barrio alto

Gijón defenderá ante el Principado "la dignidad" del plan artístico en Cimadevilla

El gobierno local se reunirá el lunes con Cultura para tratar de desbloquear una actuación que Patrimonio considera que "no presenta valores de excelencia"

30.09.2015 | 04:17
Autoridades y vecinos, en la presentación de "Gijón, galería abierta" hace unos días.

Lo que iba a convertirse en una gran intervención artística en el barrio viejo de la ciudad ha acabado como materia de polémica entre administraciones, en la que el equipo de gobierno de Gijón no quiere dar su brazo a torcer. Ayer mismo el Ayuntamiento remitió al Principado una carta reclamando una reunión entre ambas partes, que tendrá lugar el próximo lunes, según respuesta "exprés" del Ejecutivo regional, para "tratar de reconducir" el proyecto de arte urbano "Gijón, galería abierta". Una actuación que preveía una intervención artística en varios puntos degradados de Cimadevilla y a la que el gobierno de Foro no quiere renunciar.

El Principado rechazó la celebración del evento, que estaba programado entre los días 25 de septiembre y 5 de octubre cuando los artistas ya estaban listos para iniciar su trabajo, alegando que el proyecto "no presenta expresiones con valores plásticos de excelencia" y que su integración en las piezas arquitectónicas "resulta nulo". También añade el informe emitido por el servicio de Patrimonio que "el colosalismo de las intervenciones propuestas puede resultar una rémora para la percepción de los valores patrimoniales del barrio de Cimadevilla". Y el equipo de gobierno local no está conforme en absoluto con esta percepción, porque "las intervenciones son muy cuidadas y velan por la historia del barrio con absoluto respeto", indicaba ayer el concejal de Turismo, Deportes, Festejos y Juventud, Jesús Martínez Salvador.

Por eso, ayer mismo remitió una carta, firmada también por la concejala de Educación y Cultura, Montserrat López, para presionar al Principado en su intención de seguir adelante con el plan. La intención de los concejales gijoneses es la de "poder hablar cara a cara con los representantes de la consejería para explicarles en primera personas, con detalle y pormenorizadamente en qué consiste la intervención", con la voluntad de "debatir entre todos para sacarla adelante".

En este sentido, el gobierno local de Foro se ha mostrado dispuesto a aceptar "sugerencias o indicaciones" que hagan viable el proyecto según el criterio del Principado. De hecho, cuando Patrimonio tumbó hace escasas fechas el proyecto indicó una alternativa para su celebración: que las pinturas murales se hagan "en soportes superpuestos a los muros de los edificios y, en todo caso, a escala menor, garantizando con ellos la condición efímera de las obras para evitar la degradación progresiva y consiguiente afectación en el entorno".

El Ayuntamiento gijonés aún no quiere definir qué cambios estaría dispuesto a asumir, porque "primero habrá que hablar y debatir para tratar de llegar a un acuerdo". Lo que sí tiene claro el gobierno local es que "no tenemos prisa, lo que nos interesa es poder llevar adelante el proyecto". Y para ello, como los artistas que venían de fuera se van hoy mismo, "tendremos que buscar otra fecha, sin agobios y para que salga bien", recalca Jesús Martínez Salvador.

Y otro punto sobre el que el gobierno local no tiene dudas es el de que "la actuación artística tiene que ser en Cimadevilla porque es el barrio que más lo necesita". En un principio se habló de extender el proyecto a otros barrios de la ciudad, pero "eso se hará más adelante, una vez que veamos cómo resulta el plan en Cimadevilla", puntualiza el concejal, con lo que quedaría descartado poner en marcha la intervención en otras zonas mientras Cultura da el visto bueno al plan para el barrio antiguo.

El proyecto que se iba a poner en marcha daría soporte a murales basados en la vida de sus vecinos. Diez artistas, cuatro de ellos locales, eran los encargados de realizar un proyecto que busca dar un nuevo atractivo turístico al barrio histórico, y recuperar una parte esencial de su memoria y señas de identidad. Además los vecinos podrían participar también pintando un muro en la calle Óscar Olavarría, esquina con plaza Cimavilla. Los espacios elegidos para los artistas eran las calles Atocha 4 y 10, con las obras del bilbaíno Sebas Velasco, con un homenaje a las mariscadoras y pescaderas recogiendo mercancía y vendiendo en la calle, y el tributo del británico Ben Slow (Londres) a Ángela "La Prina". En la Casa del Chino, en la Plaza de la Soledad, el barcelonés Btoy tenía previsto a "El chino y sus farolillos"; y el gijonés Niño a las "Artes de pesca y lanchas". En la calle Francisco Rodríguez, el navarro Pin y Al homenajearía a los pescadores y sus apodos. El langreano SFK tenía prevista para la calle Batería un extracto de "Retablo del mar", mientras que en la plaza Arturo Arias, el gijonés Jorge Nava rendiría homenaje a Rambal. En la calle Vicaría, otro gijonés, Xav, haría un retrato de un pescador, y en la plazoleta de Jovellanos, el argentino Hyuro recordaría a "Les maestrines".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Farmacias de guardia

Farmacias de guardia en Gijón

Farmacias en Gijón

Todas las farmacias de guardia hoy en Gijón

Farmacias de guardia en Asturias

Farmacias en Asturias

Consulta las farmacias de guardia hoy en tu localidad

Lo último Lo más leído
Enlaces recomendados: Premios Cine