Ingeniería japonesa en papel

El origami abarata costes para diseñar baterías, robots y material quirúrgico

10.03.2016 | 04:06
Adrián Santos y Cristoffer Maciel, ayer, en la Escuela Politécnica.

"El origami es una combinación entre el arte y la ingeniería, con la ciencia y la tecnología, que nos da mucho juego para el futuro para poder resolver problemas". Adrián Santos, estudiante de electrónica, ofreció una charla ayer en la Escuela Politécnica junto a Cristoffer Maciel, diseñador gráfico, dentro del ciclo dedicado a la ingeniería japonesa. "Con el doblado de papel tradicional japonés se consigue aplicaciones al mundo de la ingeniería como robots, baterías, microscopios, telescopios o incluso material quirúrgico", añadió Santos.

El principal beneficio es el abaratamiento de costes. "Nos sirve para diseñar algo en 3D trabajando previamente en 2D, que es mucho más fácil y barato, y que se puede hacer solo con una lámina y una cortadora láser. Por ejemplo, si diseñamos un robot en una lámina, luego se despliega y se convierte en el robot que queríamos", comentó Santos.

Otras dos aplicaciones del origami son las baterías plegables y los paneles solares desplegables. El primer caso servía para relojes inteligentes, ya que se pondría la batería en la correa y se doblaría el tiempo de autonomía del reloj. Y el segundo caso valdría para introducir objetos más grandes en cohetes, ya que en un primer momento irían plegados y una vez en el espacio ya se desplegarían.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Farmacias de guardia

Farmacias de guardia en Gijón

Farmacias en Gijón

Todas las farmacias de guardia hoy en Gijón

Farmacias de guardia en Asturias

Farmacias en Asturias

Consulta las farmacias de guardia hoy en tu localidad

Enlaces recomendados: Premios Cine