13 de noviembre de 2016
MARIANO MARÍN | Presidente del Partido Popular de Gijón

"Foro está en una etapa de final de ciclo, será el PP el que reagrupe al centro-derecha gijonés"

"Los presupuestos municipales no son perfectos, pero los apoyaremos; otra prórroga no sería positiva para Gijón"

13.11.2016 | 03:56
Mariano Marín, ayer, en Gijón.

Tras la reciente sentencia de la Audiencia Provincial que ratifica la legalidad del congreso que le eligió como máximo mandatario de los populares gijoneses, Mariano Marín comienza una nueva etapa política, alejada de los convulsos meses pasados en los que una facción crítica de su partido había puesto su legalidad en el cargo en entredicho. Se abre ahora una etapa de enorme relevancia para esta formación, que tiene la oportunidad de dejar atrás la imagen de la discordia que en los últimos años ha supuesto un lastre para sus opciones de futuro.

-¿Se siente al fin legitimado como presidente de los populares gijoneses?

-Yo siempre me sentí legitimado, desde el primer momento. Sí es cierto que esta sentencia, evidentemente, me quita de encima una losa que en cierto modo sentía. Ahora nos va a permitir ya trabajar de una forma normalizada y, en definitiva, vamos a seguir haciendo lo mismo que llevamos haciendo desde febrero de 2015: hacer política municipal, presentar proposiciones lógicas y sensatas en los plenos, salir a la calle, hacer actos de partido en los que nos ciudadanos apoyan, como el último contra el impuesto de sucesiones, que tuvimos una asistencia clamorosa. Quiero decir, estamos haciendo política municipal de verdad, cosa que hasta entonces no se estaba haciendo.

-¿Hasta qué punto tuvo miedo de tomar decisiones de calado sabiendo que podían ser revocadas por una sentencia judicial?

-Siempre me he guiado por un criterio innato en mí: la prudencia. Evidentemente, yo sabía que teníamos unos plazos que teníamos que respetar hasta que tuviéramos conocimiento de esta sentencia y ciertas decisiones que quizás ahora se puedan plantear se fueron posponiendo. Pero el día a día de un partido que hace política para los gijoneses nunca se interrumpió.

-¿En algún momento pensó que, igual que pasó con el anterior congreso, podría quedar anulado?

-En el momento en el que tenemos un tema que está sub judice, puede ocurrir que no te den la razón, pero yo soy abogado, conozco la normativa y veía que era totalmente razonable estimar el recurso de apelación.

-Usted ha sido duro con la valoración de los anteriores concejales. ¿Cree necesario el expediente disciplinario o tiende la mano a un borrón y cuenta nueva?

-El abrir o no expediente disciplinario no está de mi mano. En el partido tenemos un Comité de Derechos y Garantías que actuará si lo cree necesario, pero yo no sé si lo va a hacer. Yo haré borrón y cuenta nueva con todo el mundo que quiera colaborar y ser leal con nosotros. Pero sí digo claramente que, en este caso, estos señores desde el primer momento que yo llegué se han autoexcluido y no sería lógico que ahora contáramos con ellos.

-El tribunal de cuentas investiga la gestión del anterior grupo municipal. ¿Cómo presidente del partido les ha pedido explicaciones?

-Es el tribunal de cuentas el que tiene que actuar. Nosotros estamos totalmente al margen de este tema, es el anterior grupo municipal del Partido Popular y son ellos los que tienen que dar las explicaciones pertinentes. Yo no sé si hay irregularidades, pero sí que hay una investigación en marcha.

-A raíz de la sentencia, ¿tiene previsto algún cambio organizativo a nivel local?

-De momento no. Vamos a dejar pasar un tiempo, que todo fluya con total normalidad. Lo que quiero es que Gijón tenga la percepción de que el PP es un partido ya totalmente normalizado y que está funcionando bien. A partir de ahí ya tomaremos decisiones con la mente fría. Doy la oportunidad a cualquier persona que, de buena fe, quiera venir a la sede a hablar conmigo para colaborar y actuar a favor de este proyecto político, con una meta clara: ganar las elecciones en 2019.

-¿Cómo ve al PP a nivel regional, con Mercedes Fernández a la cabeza?

-Valoramos mucho el paso que dio, retornando desde la ejecutiva nacional para ponerse al frente del partido en Asturias en el momento más complicado. Y además lo hizo con una gran solvencia, salvando la situación y en una estela de franco crecimiento. Estamos contentos de que esté al frente del partido regional y esperamos que siga estándolo.

-Como portavoz municipal del PP, haga balance de lo que llevamos de mandato.

-Veo lo mismo que todos los gijoneses. Estamos en una situación en que tenemos un gobierno, el de Foro, que se sustenta gracias a Xixón Sí Puede. Evidentemente ahí hay un pacto no escrito, pero que se ve implícitamente en las decisiones que se están tomando, cuando Foro vota a favor de cuestiones totalmente contrarias a su ideario, como el caso de la remunicipalización del servicio de asistencia. Foro está en una etapa de final de ciclo, pienso que tarde o temprano se va a ir diluyendo y, al final, el único partido de centro-derecha lógico, racional y sensato que va a quedar, va a ser el Partido Popular, que será quien al final reagrupe toda la centro-derecha gijonesa, tendiendo la mano a que retornen muchos de los que se fueron.

-¿Cómo es su relación con el gobierno local?

-Nuestra relación con Foro es correcta, afable, pero Moriyón está maniatada por Xixón Sí Puede, por lo que hay una serie de decisiones que a ella le gustaría tomar pero que no puede hacerlo. El sentido positivo para nosotros es que realmente, la única opción de centro-derecha ahora y para el futuro es el PP, un partido de gobierno, con una estructura a nivel nacional, con una historia que le avala, que toma decisiones lógicas y sensatas, siendo impensable que se mantuviera, por ejemplo, esa relación con Xixón Sí Puede.

-Se les achaca que han pecado de bisoños, ¿está de acuerdo?

-Nosotros tenemos que ser lógicos. Funcionamos dentro de una estrategia para ser un partido de gobierno en el año 2019, tenemos claro que tenemos que reunificar el centro-derecha. No es ser bisoños, lo que queremos es tender la mano a Foro para que vuelva a la racionalidad, que no esté tan entregado a la izquierda.

-¿Entonces usted ve claro ese pacto bajo la mesa entre Foro y Xixón Sí Puede?

-Sí, no tengo ninguna duda y es posible que se ejemplifique claramente cuando haya que votar los presupuestos para el año 2017.

-¿Está dando por hecho entonces que Xixón Sí Puede va a votar a favor de esos presupuestos?

Votar a favor no creo, pero una posible abstención sí.

-En ese caso, sus votos pueden ser necesarios para aprobar el presupuesto. ¿Se los van a dar?

-Los presupuestos no son perfectos, para nosotros, pero salvo que introduzcan materias absurdas y proposiciones que sean totalmente descabelladas, nuestra idea es apoyarlos. Una prórroga presupuestaria entendemos que no sería positiva para Gijón, en primer lugar porque sería la segunda, por lo que esos presupuestos ya no se corresponderían con las necesidades actuales, estarían totalmente descompensados y únicamente se podrían solucionar a base de modificaciones presupuestarias que implican para el gobierno municipal ceder siempre a la izquierda, con el desgaste que eso supone. Por todo ello, entendemos que los presupuestos deberían de ser aprobados.

-¿Cree que ese voto favorable podría levantar ciertos resquemores?

-No. En caso de dar nuestro voto favorable será a un presupuesto lógico, que no incluya cosas absurdas, como ya hicimos el año pasado y no tuvo ninguna incidencia, se vio con total naturalidad, que es lo que nos interesa, que fluyan bien las relaciones de centro-derecha, entre Foro y Partido Popular. Lo lógico es que apoyemos unos presupuestos planificados y pensados por un partido de centro-derecha, aunque tenemos que estar vigilantes.

-¿Qué va a pedir el PP a cambio de votar a favor de esos presupuestos?

-Ya sabemos que los presupuestos dejan muy poco margen, porque gran parte de las partidas están destinadas a la estructura consistorial y la negociación presupuestaria es muy rígida, por lo que solo podemos movernos en términos de micropolítca, por ejemplo con la feria del libro o ayudas para rehabilitación de hórreos. Las cuestiones más importantes estamos aún negociándolas.

-¿Cómo se ve desde el PP las concesiones que está dando el gobierno local a otros partidos?

-Creo que lo que está haciendo Moriyón no es correcto. Yo no haría lo mismo en su lugar, pero entiendo que es el juego por el que ha optado para seguir ocupando la alcaldía. Por una cuestión de aritmética parlamentaria, están dejando de cumplir su programa electoral. El problema que tenemos es que Foro y Xixón Sí Puede son mayoría absoluta, y es la única aritmética que vale.

-Ustedes fueron el único grupo municipal no crítico con el nombramiento de Marta María Rodil como representante del consistorio en la Fundación Cajastur. ¿Por qué?

-Nos parece una manifestación más de la negociación presupuestaria entre Foro y Xixón Sí Puede, pero entendemos que ese puesto tenía que ser ocupado, que llevaba mucho tiempo vacante. Esa era nuestra prioridad, para que se defiendan los intereses patrimoniales del ayuntamiento.

-¿No les parece extraño que la persona designada fuera la que maniató el ERE de Liberbank?

-Puede llamar la atención sí, pero es una muestra más de la forma de actuar de Xixón Sí Puede, que presenta propuestas alocadas, sin sentido. Es algo que los gijoneses deberían tener en mente en el hipotético caso de que llegaran a gobernar en la ciudad. Son todo cuestiones totalmente populistas, ancladas en una ideología rancia, totalmente superada, que únicamente podemos encontrar ya en ciertos países de Iberoamérica pero que aquí suenan francamente alejadas.

-¿Estarían dispuestos a entrar en el gobierno local en el hipotético caso de que Foro se lo planteara?

-Nosotros siempre dijimos que los tres concejales del PP están a disposición del gobierno para trabajar y hacer cosas lógicas, para ayudar a sacar adelante a Gijón, si es para seguir estando maniatados por la izquierda, desde luego que no.

-¿Cómo cree que se puede recuperar los votantes que se fueron a Foro en las dos últimas elecciones?

-A base de dos factores que influyen en cualquier aspecto de la vida: trabajo y tiempo. Tenemos que trabajar, que los gijoneses vean que nos hemos olvidado ya de rencillas, que hemos pasado página de cualquier tema que no sea política municipal y buscar soluciones. Eso lleva tiempo, pero tenemos dos años y medio para lograr nuestro objetivo: ganar las elecciones de 2019, haciendo política municipal en serio, de verdad, responsable, sin utopías ni promesas imposibles.

-¿Hacia dónde va el panorama político gijonés de cara a 2019?

-Se va a decantar a nuestro favor. El centro-derecha es el futuro, estamos dando una imagen de serenidad, de normalidad y de toma de decisiones lógicas y responsables.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Gijón

Centenario del socialismo en Gijón

Vemos una foto de "tres generaciones de socialistas ante la tumba de Eduardo Varela en Ceares,...

Referéndum

Para unos días más tarde, para el día 14 de diciembre, se anunciaba el referéndum por la ley de...

Javier Fernández aboga por ´unir a la gente y no dividirla´

El presidente de la gestora pide a los cuadros del PSOE "responsabilidad" para transmitir...

Háblame del mar, marinero

Háblame del mar, marinero

José María Peláez, de gran capacidad pulmonar, salvó 81 vidas en el agua y reflotó 87 barcos con...

La reconstrucción se puso en marcha con obras de gran calado para Gijón

La reconstrucción se puso en marcha con obras de gran calado para Gijón

Se inaugura la estación de autobuses, así como los teatros de Jovellanos y de María Cristina y...

Enlaces recomendados: Premios Cine