Bolivia recupera la mayoría en la filial de Repsol, cuya gestión será compartida

02.05.2008 | 00:00

La Paz

El Gobierno de Evo Morales y la empresa hispano-argentina Repsol YPF firmaron ayer un contrato por el que el Estado de Bolivia recuperará la mayoría accionarial de su filial Andina, cuya administración y gestión será compartida.


El acuerdo llega cuando se cumplen exactamente dos años del decreto por el que el presidente Evo Morales ordenó la nacionalización de sector de hidrocarburos y después de intensas negociaciones mantenidas en las últimas horas.


El miércoles finalizó el plazo decretado a finales de marzo por Morales para completar el proceso de nacionalización, que afecta también a las petroleras Chaco, de Panamerican Energy (grupo British Petroleum), Transredes (participada por la británica Ahsmore y anglo-holandesa Shell) y la Compañía Logística de Hidrocarburos (CLHB).


El director de Exploración y Producción de Repsol YPF en Argentina, Tomás García Blanco, destacó que este acuerdo da inicio a «una nueva etapa» en la que «vamos a conseguir una operación modélica conjunta» que «puede ser ejemplo de sinergia y de trabajo en equipo» entre una compañía estatal y una privada. Repsol YPF obtuvo en 2007 un beneficio por sus actividades en Bolivia de 92 millones de euros.


Mientras, en Venezuela, el presidente Chávez firmó un decreto-ley por el que se renacionaliza la italo-argentina Siderúrgica del Orinoco (SIDOR). «Vamos a transformarla en una empresa socialista», afirmó Chávez.

Enlaces recomendados: Premios Cine