La UE acepta flexibilidad comercial, pero insiste en negociar en bloque

Bruselas rechaza que Bolivia o Ecuador queden fuera del pilar económico de un futuro acuerdo de asociación

18.05.2008 | 00:00

Lima


La Unión Europea aceptó ayer introducir «flexibilidad» en la negociación comercial con la Comunidad Andina (CAN), pero insistió en seguir negociando «bloque a bloque» un único acuerdo de asociación «ambicioso y comprensivo».


Los presidentes de Perú, Colombia, Ecuador y Bolivia celebraron una reunión con las autoridades de la Unión Europea en la que se ratificó la voluntad de todos de continuar las negociaciones con el objetivo de cerrar un amplio acuerdo en 2009.


El presidente de Perú, Alan García, y el de Ecuador, Rafael Correa, anunciaron por separado a los medios que la reunión había concluido con un acuerdo que permite solventar las diferencias internas de la CAN sobre la negociación con Europa.


«Se hizo un importante avance, que ya lo hemos conversado ayer y consensuado en las ruedas bilaterales: se trata de un acuerdo marco general con flexibilidad», declaró Correa en una rueda de prensa. Para el mandatario ecuatoriano, esto significa «que los países podrán adherirse a unas partes del acuerdo y a otras no».


Fuentes europeas explicaron a «Efe», sin embargo, que la UE rechaza acuerdos «a la carta», es decir, la posibilidad de que algún miembro de la CAN quede fuera del pilar comercial del acuerdo de asociación, como parecen pedir Bolivia y Ecuador.


El presidente de la Comisión Europea, José Manuel Durão Barroso, aceptó hoy, no obstante, que se introduzca «flexibilidad» en la negociación del pilar comercial del acuerdo, para acomodar en la medida de lo posible las necesidades de ambos miembros.


El acuerdo de asociación que la UE ofrece a la Comunidad Andina es más que un Tratado de Libre Comercio como los negociados con Estados Unidos por varios países de la región

Enlaces recomendados: Premios Cine