Espionaje y robo de secretos de Estado

Australia pide agilizar el proceso contra el espía de Rio Tinto

Australia ha pedido a China que agilice el proceso por supuesto espionaje y robo de secretos de Estado abierto contra un ejecutivo australiano de la minera Rio Tinto y que explique los pormenores de la detención

14.07.2009 | 13:50

"Nuestra prioridad en estos momentos es conseguir información detallada (del proceso), pero también instar a las autoridades chinas a manejar este asunto con rapidez", dijo Smith en conversación telefónica con la prensa australiana desde El Cairo, donde asiste a la reunión del Movimiento de los Países No Alineados.

"Está claro, según las declaraciones oficiales realizadas a través de portavoces del ministerio de Exteriores chino o a través de comunicados de la Oficina de Seguridad del Estado, que lo ven (el caso) relacionado con las negociaciones de 2009 sobre los precios del hierro mineral", añadió Smith.

El australiano Stern Hu, responsable de Rio Tinto en China, y otros tres miembros de la minera, estos últimos de nacionalidad china, fueron detenidos el pasado día 5 sospechosos de espionaje y robo de secretos de Estado.

Al menos otros siete ejecutivos chinos de empresas del sector del acero han sido arrestados dentro de la misma investigación, según informaciones de la prensa china.

Pekín ha dicho que se trata de un caso estrictamente comercial y relacionado con la negociación del precio del hierro mineral, un asunto delicado en las relaciones entre Australia (país exportador) y China (importador), sobre el que llevan nueve meses de conversaciones sin alcanzar ningún consenso.

El gigante asiático quiere una reducción del 45 por ciento sobre el precio de 2008, mientras que Australia ofrece un descuento del 33 por ciento.

El ministro australiano del Tesoro, Wayne Swan, aseguró hoy que la detención de Hu no afectará a las conversaciones con China para la firma de un Tratado de Libre Comercio.

Por su parte, la oposición política en Australia critica cómo lleva este asunto el Gobierno laborista del primer ministro Kevin Rudd, quien dice hablar mandarín y tener unos conocimientos profundos de las cuestiones chinas.

"Nosotros concedemos a los terroristas en Australia más derechos de los que aparentemente recibe este hombre (Stern Hu) en China", manifestó el senador David Johnston, de la oposición.

Enlaces recomendados: Premios Cine