Ayer murieron 3 personas

Los griegos siguen ´en pie de guerra´

El Parlamento de Grecia debate el plan de austeridad económica en medio de más protestas

06.05.2010 | 12:00
Antidisturbios cargan contra un grupo de manifestantes durante un acto de protesta contra la política de austeridad del Gobierno griego
Antidisturbios cargan contra un grupo de manifestantes durante un acto de protesta contra la política de austeridad del Gobierno griego

El Parlamento griego debate el plan de austeridad para salvar al país de la bancarrota en un clima de tensión por la muerte ayer de tres personas y ante nuevas protestas anunciadas durante la jornada contra estas medidas económicas.

Se espera que la nueva legislación sea aprobada sin problemas, dado que el gobernante Movimiento Socialista Panhelénico (Pasok) del primer ministro, Yorgos Papandréu, tiene una mayoría absoluta de 160 de los 300 escaños de la Cámara.

El proyecto de ley abarca duras medidas para consolidar el presupuesto, incluido un recorte del déficit público del 13,6% actual del Producto Interior Bruto (PIB) a menos del 3% hasta 2012, reducciones salariales para los funcionarios, incrementos impositivos, como el del IVA -del 21 al 23%-, y una considerable rebaja de las pensiones, entre otros.

La aprobación de este programa es necesaria para que Grecia obtenga un paquete de rescate de 110.000 millones de euros en tres años del Eurogrupo y del Fondo Monetario Internacional (FMI) que le salve de la bancarrota estatal.

Las deliberaciones parlamentarias pueden coincidir por la tarde con nuevas protestas ante el Parlamento en Atenas, anunciadas por los sindicatos mayoritarios, que rechazan de plano el plan de austeridad gubernamental.

Las manifestaciones de ayer en Atenas contra las medidas del ajuste fiscal, en las que participaron unas cien mil personas, concluyeron trágicamente con la muerte de tres personas -asfixiadas al incendiarse una filial bancaria por el lanzamiento de un cóctel molotov-, más de 70 heridos, decenas de detenidos y numerosos daños materiales.

En otras ciudades, como Salónica y Patras, también se registraron altercados y destrozos.

El presidente heleno, Carolos Papulias, declaró ayer, durante la huelga general que paralizó el tráfico aéreo, marítimo y ferroviario, además de otros servicios públicos, que "el país ha llegado al borde del abismo", tras lamentar la muerte de tres los tres empleados bancarios en el incendio de Atenas.

Enlaces recomendados: Premios Cine