05 de junio de 2016
05.06.2016
El Cormorán

El problema circular del PGO

05.06.2016 | 06:08
El problema circular del PGO

La patronal de la edificación, CAC-Asprocon, augura una subida del precio de la vivienda como consecuencia de Plan General de Ordenación (PGO) que la municipalidad tramita en el presente. Se trata de un pronóstico muy seguro con el que acudir a una casa de apuestas y hacer saltar la banca, pues se supone que Gijón, Asturias y la nación deben de estar ya cercanos a que el precio de los pisos toque fondo y entonces las cifras comiencen a elevarse con mayor o menor rotundidad. Dicho de otro modo, es casi seguro -salvo nueva catástrofe económica (y toquemos madera)-, que la vivienda costará dentro de cinco años algo más que en el presente. Pero vayamos al motivo de que la CAC propugne dichos augurios, que están basados en la reducción de suelos urbanizables/edificables en el concejo, y particularmente en las bolsas de suelo de Castiello, Granda, Cabueñes, etcétera. A menor oferta, mayor posibilidad de que la economía inmobiliaria gijonesa se caliente. Hasta aquí, todo es razonable, pero a partir de aquí nos topamos con una evidencia circular y, por tanto, de gran solidez. Primero, si se está redactando un nuevo PGO en Gijón es porque los dos anteriores han sido anulados en sede judicial. Segundo, la revisión y actualización del planeamiento vigente, el que ha quedado vivo -el Plan Rañada de 1999-, obliga a reflejar la situación real del concejo, es decir, que apenas se consume vivienda nueva, y por tanto se construye muy limitadamente. En consecuencia, el PGO no puede ofrecer tal cantidad de suelo como se quiso hacer durante los años de la burbuja. Total, que la CAC acertará, aunque sea dentro de algún lustro.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine