30 de julio de 2016
30.07.2016
Picadillo

Pitita y la Constitución

30.07.2016 | 05:40
Pitita y la Constitución

¡Gigia!, pitita bonita? ven a escuchar al gallu que canta en la Moncloa? "Que no sabe muy bien la María, si ye constitucionalista o tá chiflau"?

Todavía resuenan en el gran comedor de Los Campos Elíseos, las palabras que Sagasta, que no era Registrador de la Propiedad, sino Ingeniero de Caminos, Canales y Puertos, pronunció ante 2.500 comensales:

"La Nación ha sido y sigue siendo juguete de ese grupo de nulidades ambiciosas; de esas fracciones devoradas por sus ambiciones personales que han escogido los frágiles campos de la unidad y la seguridad como campos de batalla donde sembrar su ponzoñosa semilla; campo que debiera ser para los españoles de paz y concordia"?

Y los nietos de aquellas nulidades, siguen abusando de la Nación, juguete de sus procaces ambiciones.

Dicen que son fieles Constitucionalistas. Si me conviene "Con la Constitución me acuesto, con la Constitución me levanto"; de no convenirme, que se acueste "con la virgen María y el Espíritu Santo". Y aquí paz y luego gloria in excelsis?

En el Art. 99.2, establecieron los padres del texto sagrado la forma como se produce la candidatura a la presidencia del Gobierno:

"2. El candidato propuesto (por el Rey) conforme a lo previsto en el apartado anterior (previas las consultas) "expondrá" ante el Congreso de los Diputados el programa político del Gobierno que pretenda formar y solicitará la confianza de la Cámara".

Mandato tajante, que importa un pito a Rajoy??

Pitita bonita, -cantaban los coros serviles-, con el pío, pío, pon; Y el candidato actual quiere que la pitita bonita, como si no la hubiera ya desplumado día tras día durante estos cinco años, le de confianzas para que siga desplumándola? "Ven, pitita bonita? pon". ¡Y una leche!, contestó ella.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine