Santa Dorotea, pasada por agua

La localidad llanisca de Balmori celebró la tradicional feria anual dedicada a los árboles frutales y ornamentales

 03:33  
Santa Dorotea,   pasada por agua
Santa Dorotea, pasada por agua  
 MULTIMEDIA

Balmori,

Emilio G.CEA

La localidad llanisca de Balmori celebró ayer, en una jornada marcada por la lluvia y el frío, la tradicional feria de árboles frutales y ornamentales de Santa Dorotea. La lluvia no cesó de caer durante toda la mañana y deslució una cita a la que no faltó un gran número de fieles. Dos puestos ofertaban todo tipo de árboles frutales y ornamentales.

De Naves acudió, como cada año, Viveros Oriyán. Cesáreo Cue, su esposa, Marian Castro, y su hija, Marian Cue, hacían malabares en el puesto que instalaron a primera hora de la mañana en Balmori para no mojarse. A pesar del mal tiempo, Cesáreo Cue se mostraba satisfecho con el resultado de la jornada. «No tenemos queja en lo que a la venta se refiere. Los que vienen están comprando y hemos atendido ya a gente de Cantabria, Arriondas, Cangas de Onís y Llanes». En su puesto, lo más reclamado eran los manzanos, vendidos a precios de entre 7 y 9 euros, así como cerezos, ciruelos, perales, kiwis e higueras, a los mismos precios, y los cítricos (naranjos, limoneros, limas, pomelos y mandarinos), algo más caros, a partir de 12 euros.

Entre la clientela había gente de todo tipo. Adrián Fernández, llegado de Panes, acudía por primera vez. «Vengo a comprar perales y algún manzanu». Entre los compradores veteranos, Mario Torre, quien salió de la feria cargado con tres manzanos y un limonero. «Vivo en San Roque y procuro no faltar a Santa Dorotea ningún año», señaló.

En el otro puesto, el veterano Javier Estrada, de Bedriñana, en Villaviciosa, escanciaba sidra y comía empanada entre venta y venta . Los árboles de su vivero familiar, situado en Peruyera, se vendían a buen ritmo, pese al mal día. Antes del mediodía ya había colocado la mitad de la mercancia. «Venimos desde hace mucho tiempo a Santa Dorotea». Lo más reclamado en su puesto eran los manzanos, en sus diversas variedades (raxao, collao, mingán, raneta pinta, puente del Pilar y durana de Tresali), vendidos a un precio de entre 8 y 10 euros, así como limoneros, que vendia a un precio de entre 12 y 15 euros.

  HEMEROTECA
Esperando Contenido Widget ...
  LA SELECCIÓN DE LOS LECTORES
 LO ÚLTIMO
 LO MÁS LEÍDO
 LO MÁS VOTADO

SÍGUENOS TAMBIÉN EN...

Facebook LNE Twitter LNE FriendFeeed LNE
      CONÓZCANOS:   CONTACTO |  LA NUEVA ESPAÑA |  CLUB PRENSA ASTURIANA |  PUNTOS DE VENTA |  PROMOCIONES      PUBLICIDAD: TARIFAS| AGENCIAS| CONTRATAR   
Lne.es y La Nueva España son productos de Editorial Prensa Ibérica
Queda terminantemente prohibida la reproducción total o parcial de los contenidos ofrecidos a través de este medio, salvo autorización expresa de La Nueva España. Así mismo, queda prohibida toda reproducción a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, Ley 23/2006 de la Propiedad intelectual.


  Aviso legal
  
Otros medios del grupo Editorial Prensa Ibérica
Diari de Girona  | Diario de Ibiza  | Diario de Mallorca  | Empordà | El Diari  | Faro de Vigo  | Información  | La Opinión A Coruña  |  La Opinión de Granada  |  La Opinión de Málaga  | La Opinión de Murcia  | La Opinión de Tenerife  | La Opinión de Zamora  | La Provincia  | Levante-EMV  | Mallorca Zeitung  | Regió 7  | Superdeporte  | The Adelaide Review  | 97.7 La Radio  | Blog Mis-Recetas  | Euroresidentes  | Lotería de Navidad | Oscars | Premios Goya