Treinta y una familias tienen desde ayer casa nueva en la villa de Posada

07.05.2016 | 05:57

Treinta y una personas saltaron ayer como resortes de sus sillas tras salir su número en el sorteo de viviendas de protección celebrado en la mañana de ayer en el centro cívico de Posada de Llanes. En total se habían presentado 124 solicitudes. La promoción de estas viviendas de entre 30, 38 y 79 metros cuadrados, ha supuesto una inversión al Principado de 2.005.464 euros.

Borja Díaz Balmori fue uno de los más efusivos. "Estoy contentísimo. Tengo hasta la voz temblorosa", señaló. Hasta ahora vivía junto a su madre en un piso cedido por un familiar. María Celina Hernández recibió la buena nueva mientras sostenía entre sus brazos a su sobrina. "Es la tercera vez que participo en el sorteo y por fin me ha tocado. Vivo con mis padres y quiero independizaré", señaló. El móvil de Carmen Concha Cueto echaba humo tras resultar agraciada. "No contaba con ello. Supone para mí una gran ilusión", indicó. Concha Cueto está en el paro. A su nueva casa se mudará junto a su hija. "Se va a poner muy contenta cuando lo sepa", manifestó.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine