Llanes: "Hablar con la Estación Espacial Internacional es un reto cumplido"

El radioaficionado de El Mazucu contactó con el astronauta británico Andy Thomas el pasado lunes al mediodía, tras cuatro años de intentos

12.05.2016 | 03:55
José Ramón Llanes Puertas, ayer en El Mazucu.

"Mi mejor experiencia como radioaficionado". Así define José Ramón Llanes Puertas lo vivido el pasado lunes a las 12.15 de la mañana cuando, con su equipo de radio instalado en su vivienda ubicada en la llanisca localidad del Mazucu, pudo contactar con la Estación Espacial Internacional. Llanes Puertas es un fanático de las ondas. El gusanillo por la radio le picó con quince años, cuando comenzó a escuchar.

Integrante del Radio Club Escudería Villa de Llanes, en 2010, Llanes sacó la licencia que le capacita para hablar con otros radioaficionados a través de repetidores. Su comunicación con la Estación Espacial Internacional que orbita a 400 kilómetros de distancia de la tierra y a una velocidad de 26.000 kilómetros por hora supone la recompensa a cuatro años de llamadas desde el Mazucu.

"Para un radioaficionado es muy complicado hacer esto. Fue un reto cumplido. Los miembros del club llevábamos tiempo intentando contactar con la Estación Espacial y finalmente me ha tocado a mí", explica. El contacto se llevó a cabo a través de la frecuencia UHF.

"Contacté con el astronauta británico Andy Thomas, quien rebotó mi llamada a todos los radioaficionados de Europa que en ese momento estaban a la escucha", apuntó. El momento en el que el Thomas recibió su indicativo de llamada bajo el nombre EA1-ICW no lo podrá olvidar jamás. "Llevo dos días de locura. Mis compañeros del club me llaman, entre bromas, el astronauta y el satélite", dice. El astronauta británico, en señal de agradecimiento por la llamada de Llanes Puertas, envió un correo electrónico a la sede del Radio Club Escudería Villa de Llanes.

La repercusión por su logro espera que sirva para que nuevos aficionados se introduzcan en este apasionante mundo. "Internet y Whatsapp nos hizo mucho daño pero no hay que olvidar que nosotros, con una antena, una batería de coche y una emisora, podemos conectar con cualquier parte del mundo. Animo a los chavales a que se interesen por este mundo", dice. Tras el reto cumplido asegura que no bajará la guardia. "Soy también miembro del Remer, la radio de emergencias de Protección Civil. La radio es mi pasión y es lo primero que pongo en marcha al despertarme", dice el radioaficionado que ha llevado el nombre de Llanes hasta el espacio.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído
Enlaces recomendados: Premios Cine