31 de agosto de 2016
31.08.2016

Con un tractor les basta en Coviella

Cazar "bichos", bañarse en el Sella y jugar en el columpio, actividades para los niños en el campamento rural de verano

31.08.2016 | 04:08
Los niños de la colonia de Coviella se divierten en la piscina, con el tractor y durante los juegos.

Tienen una casita de madera en un árbol y un columpio hecho con neumático usado. Los niños que participan en el II Campamento rural de la asociación de vecinos de Coviella (Aveco) aseguran que no necesitan nada más para divertirse. Los chavales aprenden cada día algo nuevo del paisaje y el paisanaje que les rodea y por eso lamentan que la actividad concluya. Porque ya no volverán a darse juntos chapuzones en el río Sella, donde el pozo del Lladuengu ni cazarán allí renacuajos. Tampoco se montarán en un tractor de los de verdad o visitarán "La Granxina" donde el lugareño Javi tiene ocas y gallinas y hasta unos pájaros diamante que Carlota Bode, vecina de Alea, y sus hermanos Jorge y María se pudieron llevar a casa como recuerdo de la visita.

Y Yoel Ibaseta, con cuatro años uno de los más pequeños del grupo, no podrá colecciona "bichos" como caracoles que luego muestra a modo de trofeo a sus compañeros más veteranos. Y es que en Coviella los 38 participantes del campamento son una "piña", según cuentan las monitoras Laura de Diego e Inma Otero, del grupo Fusión. "Nos sorprende mucho cómo los mayores ayudan e integran a los pequeñajos en los juegos y en los grupos, es algo que en otros campamentos no pasa", explican

Si hay sol las actividades se desarrollan en un prau del pueblo en el que hasta un trozo de plástico se puede convertir en un tobogán gigante con ayuda de un poco de jabón. "Tenemos varios grupos, el del oso pardo, la cabageta, la moto cada uno tiene su propia cabaña. Nos lo pasamos muy bien", afirma el madrileño Pablo López.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine