10 de noviembre de 2016
JULIA NOFUENTES | Nutricionista, participa en las "Charlas en familia" del colegio de Lastres

"Es esencial para la salud de los niños hacerles responsables de su alimentación"

"En muchos casos me encuentro gente que se sorprende con alimentos que consideran sanos o seguros y no lo son"

10.11.2016 | 03:58
Julia Nofuentes, en el parque de la Barquerina de Villaviciosa.

Julia Nofuentes Riera (Málaga, 1978) es diplomada en Nutrición e imparte talleres en los colegios de Colunga, Caravia y Lastres. Esta tarde estará en el Matemático Pedrayes, en la villa lastrina, en una de las "Charlas en familia" que organiza el centro.

-¿Por qué es importante hablar de nutrición con niños?

-Porque los niños aprecian lo que se les enseña, aplican con sencillez los cambios si se les ofrecen las herramientas adecuadas y porque les convierte en responsables de su alimentación, algo que en la mayor parte de las familias no se les permite. Darles información clara, gráfica y en la que sean parte activa. Es un trabajo diario, muy importante, y que será esencial para su vida y para su salud futura.

-¿Qué se encuentra en las charlas que da en los colegios?

-Lo mismo que me encuentro en la consulta a diario. Todo el mundo piensa que come bien y que hay mucha información, pero esto no quiere decir que tengamos los conceptos claros ni que los apliquemos de forma correcta. En muchos casos se sorprenden con alimentos que consideran sanos o seguros.

- ¿Dónde están los hábitos o comidas más dañinos?

-Pongo un par de ejemplos: si un paquete de galletas tiene el sello de la Asociación Española de Pediatría o si el pediatra pone en su dieta una marca de yogur, ¿qué piensa un padre responsable? Se fía y compra esas galletas, pensando que son un buen producto para el desayuno de su hijo. Pero los intereses económicos son los que priman y el sistema alimentario en el que vivimos es retorcido. Siempre digo a los padres que lean las etiquetas y si tienen dudas entre dos productos elijan los que contienen menos ingredientes y reconocibles. El gran problema en la alimentación infantil es la cantidad de azúcar que consumen los niños a diario, que hace que los niños tengan un perfil de sabores erróneo y que por ejemplo rechacen frutas, hortalizas y verduras. Ir restringiendo el azúcar que se consume en nuestra familia, mejoraría la salud en muchos sentidos.

-"Mi niño no me come", ¿qué contesta?

-Que no es cierto. Son muy escasos los niños que no comen. Los niños comen a la medida de su apetito y su capacidad, que obviamente es menor que la de un adulto. En Asturias muchos niños comen con sus abuelos, una generación que vivió restricciones alimentarias y no quieren que sus nietos o hijos pasen lo mismo. Tienden a sobrealimentarlos y a considerar que lo que comen es poco. Si los padres anotasen todo lo que come y bebe se darían cuenta que su hijo cubre sus necesidades y en muchos casos, las excede.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Oriente

El oficio más viejo se va de fiesta en Llanes

El oficio más viejo se va de fiesta en Llanes

Naves recupera San Vicente después de 40 años y homenajea a los tejeros Ángel Obeso, Rufo...

Llanes cierra parte de la acera de Celso Amieva

Llanes cierra parte de la acera de Celso Amieva

El Ayuntamiento de Llanes ha cerrado al paso la acera que discurre junto al edificio situado en la...

Onís mejora el acceso a la iglesia de Santa Eulalia

Onís mejora el acceso a la iglesia de Santa Eulalia

Miembros del taller de empleo Dinamización Rural IV de la mancomunidad chica -formada por Onís,...

Asturias desarrolla una vacuna contra una enfermedad venérea en las vacas

Asturias desarrolla una vacuna contra una enfermedad venérea en las vacas

La inoculación del preparado, pionero en Europa, evitará que las casinas sufran abortos e...

El derbi, primero en el mantel

El derbi, primero en el mantel

Los clubes de fútbol de Colunga y Llanes, que se enfrentarán el domingo, compartieron ayer una...

Enlaces recomendados: Premios Cine