09 de septiembre de 2017
09.09.2017

El amor por la Santina crece en el Enol

"Practicamos en la bañera para cuando seamos mayores sacarla nosotros", dicen los nietos de los buzos que sacan la imagen del lago

09.09.2017 | 04:14

Los aplausos retumbaron ayer en la Vega de Enol cuando la Santina que durante todo el año permanece sumergida en el lago salió a flote con ayuda de los miembros de la Federación de Actividades Subacuáticas del Principado de Asturias (FASPA). Provistos de bombonas de oxígeno, gafas de buceo, aletas y una dosis de fe los buzos Daniel Suárez, Alejandro Alija, Javier Alija, Ernesto García y José Miguel Esteban se sumergieron a unos cuatro metros de profundidad para rescatar la imagen de plomo, de unos 24 kilos de peso.

La tarea se repite cada 8 de septiembre desde hace más de cuatro décadas a iniciativa del fallecido José Luis Gato Balbín aunque gracias al desarrollo de las tecnologías se ha hecho menos ardua en los últimos años. Y es que según explicó ayer el presidente de la FASPA, Daniel Suárez, el colectivo ha diseñado una jaula con dos flotadores que enganchados a una bombona de oxígeno se hinchan de forma simultánea permitiendo un ascenso equilibrado de la Virgen. "El agua estaba buena. Da gusto salir y ver a tantísima gente esperándonos", dijo.

En la orilla a la Santina la esperaban cientos de fieles, entre ellos los nietos de Esteban, Tiago y Marina, de 5 y 8 años de edad. "Es la primera vez que venimos y nos encanta. Practicamos en la bañera porque cuando seamos mayores sacaremos nosotros a la Virgen del Lago", explicaron. Al pie del Enol también estaban, entre otros, Esther Martínez y Vanesa Menéndez, encargadas de dar una capa de pintura a la Virgen antes de que diera comienzo una misa.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine