La unidad de primera acogida (UPA) de jóvenes inmigrantes del Parque de Invierno está un 50 por ciento por encima de su capacidad, según denunció ayer el sindicato CSIF. Juan Gavira, representante de los trabajadores, explicó que el centro de menores inmigrantes tiene capacidad para 16 chavales, y desde el pasado miércoles conviven 24. La solución ha sido comprar camas plegables y juntar a tres jóvenes en las habitaciones destinadas a dos personas. Gavira tachó la situación de «hacinamiento», ya que los chicos acogidos también comparten armarios para su ropa. 

Denuncian que los menores inmigrantes del Parque de Invierno viven «hacinados»

Los empleados aseguran que el miércoles tuvieron que salir corriendo a comprar camas plegables ante la llegada de nuevos chavales

04.04.2008 | 03:28

El sindicado CSIF denunció ayer el estado de «hacinamiento» en que se encuentran los jóvenes que viven en el centro de menores del Principado, en el Parque de Invierno. Juan Gavira, representante de los trabajadores, explicó que la unidad de primera acogida (UPA) tiene capacidad para 16 personas, y «en la actualidad hay 24 internos».
El centro, siempre según la explicación del representante sindical, tenía tan sólo 16 camas, por lo que los trabajadores y educadores han tenido que comprar camas plegables e instalarlas en las habitaciones. En los cuartos con capacidad para dos chavales se ha instalado otra cama y ahora conviven tres personas. «La última vez fue ayer -por el miércoles-, cuando llegaron tres nuevos internos y los trabajadores tuvieron que salir corriendo a comprar tres camas porque no tenían dónde alojarlos», explicó Gavira.
El centro del Parque de Invierno es un lugar de destino de los jóvenes inmigrantes no acompañados, es decir, sin familia, que llegan al Principado. En un principio está programado que los chavales, con una edad máxima de 18 años, permanezcan en el centro un máximo de 40 días. El sindicato también tiene sus dudas a este respecto, ya que tiene sospechas de que algunos de los jóvenes tienen más de la edad permitida y de que, además, permanecen en el centro bastante más de los 40 días reglamentarios antes de integrarse en la sociedad o ser destinados a uno de los centros de acogida del Principado.
Juan Gavira insiste en que en el centro se vive «una situación de hacinamiento» y no sólo porque se hayan tenido que instalar camas supletorias para que tres personas convivan en las habitaciones destinadas a dos inquilinos. Esas estancias están preparadas para dos jóvenes, y ahora los tres chavales tienen que compartir habitación y los armarios en los que guardar su ropa y sus efectos personales, algo que, según opinión de Gavira, no debería suceder en ningún caso.
El representante de los trabajadores visitó ayer las instalaciones para comprobar la situación en la que vivían los menores, y se encontró con que el centro de primera acogida del Parque de Invierno supera con creces su capacidad y tiene una ocupación de un 50 por ciento por encima de lo que estaba proyectado en su origen.
Juan Gavira mantuvo ayer un primer contacto con los trabajadores del centro para pulsar su opinión sobre la situación que se vive en las instalaciones.

Enlaces recomendados: Premios Cine