05 de junio de 2012
05.06.2012

Confederación Hidrográfica abre expediente al Ayuntamiento por vertidos al río Gafo

La sanción se inicia tras la denuncia de Equo por una tubería rota entre la Fundación Masaveu y la autovía, con residuos de Montecerrao

04.04.2012 | 10:32
Un detalle de los vertidos al río Gafo.

Ch. NEIRA


Por tercera vez (la primera fue en 2007) el grupo Equo-Los Verdes ha vuelto a denunciar al Ayuntamiento de Oviedo por vertidos de aguas residuales al río Gafo y por tercera vez Confederación Hidrográfica ha iniciado un expediente sancionador. El organismo acaba de comunicar a Enrique Fernández, responsable medioambiental de Equo, que se incoa expediente contra el Ayuntamiento «por vertido de aguas residuales en el cauce del río Gafo».


Según el grupo ecologista, que se hace eco de las denuncias de los vecinos de Latores, el Ayuntamiento de Oviedo lleva siete años con la tubería de saneamiento de Montecerrao rota en algunos de sus tramos, «vertiendo ilegalmente al río Gafo directamente las aguas fecales, que deberían, en cambio, terminar en un sistema de depuración».


«La tubería de saneamiento en cuestión», detalla Equo, «vierte en la zona del nacimiento del río Gafo, entre el edificio de la Fundación Masaveu y la autopista de salida hacia Mieres y León, zona aledaña al Parque de Invierno. Las personas que residen en la zona vienen padeciendo los malos olores y otras molestias, así como la degradación de su entorno vital en un cauce ya de por sí escaso y ahora totalmente degradado».


Enrique Fernández aclara que mientras se formuló la denuncia y antes de que la Confederación decidiera incoar el expediente el Ayuntamiento realizó «una chapucilla para reparar la tubería rota». Fernández insiste en que este arreglo no es suficiente. Añade que se han separado las aguas pluviales y las residuales, pero explica que todavía hay más vertidos directos al Gafo que no pasan por la red de saneamiento. «Tras años y años de avería y perjuicios», denuncia, «el cauce está hecho una porquería de todo lo que se mandó para allí, por culpa de una negligencia continuada, no por un problema puntual que todo el mundo puede entender».


El problema político, concluye Enrique Fernández, es que, teniendo en cuenta que los vertidos proceden principalmente de Montecerrao, «no puede ser que se cobren las licencias de obras, que se perciban ingresos por las licencias y que no se tenga resuelto el saneamiento». «¿A qué usos indebidos se destina entonces este dinero?», se pregunta el responsable de Equo.


Los vecinos de Latores se habían dirigido a Equo en demanda de apoyo ante la reiteración de vertidos y malos olores. Ya en 2007 el entonces diputado de Los Verdes Francisco Garrido visitó y denunció la situación del río Gafo y La Manjoya. En 2010 no se había solucionado y se reiteró la denuncia. Ahora en 2012 puede ser la definitiva.


Por ello, desde Los Verdes de Asturias se denunció ante el Ayuntamiento el problema cuando llevaba cinco años sin solucionar, el 22 de enero de 2010. La inacción municipal hizo ahora reiterar la denuncia ante la Confederación Hidrográfica del Cantábrico y el Gobierno del Principado, solicitando que obligue a que de forma urgente se proceda a la reparación de la tubería de saneamiento de Montecerrao, rota desde hace siete años en la zona entre la autovía de salida a León y la Fundación Masaveu, así como a realizar un adecuado mantenimiento de las balsas donde se dirigen las aguas procedentes de esa tubería y a dotarlas de los sistemas de depuración que se requieran y a que se adopten las sanciones correspondientes a la vista de la inacción municipal, concluye la organización en su escrito.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine