El tripartito rectifica y mantendrá la plantilla de las escuelas infantiles

El municipio compensará con 140.000 euros el recorte del Principado para evitar dos despidos y la reducción de la jornada de seis educadoras

22.08.2015 | 05:24
El gobierno local decidió ayer informar en rueda de prensa sobre los asuntos tratados en la junta de gobierno. Aunque en la sala estaban seis concejales (cuatro de Somos y dos de IU), sólo había sitio en la mesa para cuatro a la vez, como muestra la foto. Por la izquierda: Iván Álvarez (IU), Mercedes González (Somos), Ana Taboada (Somos) y Roberto Sánchez Ramos (IU). Con el Alcalde de vacaciones, el PSOE se quedó fuera de la foto.

El tripartito ovetense (Somos, PSOE e IU) prometió ayer que todas las trabajadoras de las escuelas infantiles públicas de la ciudad conservarán sus puestos de trabajo. El gobierno local hará un "esfuerzo económico" de 140.000 euros para mantener la plantilla de educadoras y compensar el recorte del Principado, que obligaba al municipio a despedir a dos trabajadoras y reducir la jornada a otras seis para ajustarse al nuevo presupuesto.

La medida fue anunciada por la vicealcaldesa -y alcaldesa en funciones- Ana Taboada (Somos), en una rueda de prensa en el Ayuntamiento en la que la acompañaron hasta cinco ediles más (tres de Somos y dos de IU), entre ellas la titular de Educación, Mercedes González. La primera idea del nuevo gobierno municipal era ajustarse a la subvención regional, que incluía los citados dos despidos y la reducción de las horas laborales, pero finalmente el tripartido ha decidido rectificar y hacer "un esfuerzo" para garantizar los trabajos.

Los responsables del tripartito presentes ayer, entre quienes no figuraba nadie del PSOE, entienden que deben compensar el recorte, pero mantienen la idea de que debe ser el gobierno regional (PSOE) quien dé marcha atrás y deshaga el recorte en la subvención. Por eso, Taboada anunció que enviará al Principado un detalle de las cifras de los profesores y de los alumnos matriculados en el municipio para que "en virtud de ellas mantenga la ayuda".

La vicealcaldesa aseguró que las plazas disponibles en los centros de Oviedo están "casi cubiertas" y que la escuela ubicada en el barrio de La Corredoria, que era la que tenía un menor número de niños apuntados, ya está "prácticamente al cien por cien" (sólo quedan cuatro plazas por cubrir, precisó).

Mercedes González admitió que la demanda de las educadoras, que siempre se mantuvieron en contra de los recortes, "es lógica", y reconoció que han decidido dar marcha atrás y no reformar la plantilla, como se había planteado desde el Principado, para dar una mejor atención a los niños. "Las familias pueden estar tranquilas; sus hijos estarán bien atendidos", aseguró la concejala de Educación, quien abogó, no obstante, por "seguir luchando por la pareja educativa a tiempo completo".

González afirmó que la idea es ir hacia un modelo de ampliar plantillas y jornadas en la medida en que se vayan incrementando los alumnos, una idea que reforzó Taboada. "Si sigue aumentando la demanda habrá que aumentar la partida presupuestaria destinada a este servicio", señaló Taboada, quien hasta el lunes ejerce de alcaldesa en funciones.

En las siete escuelas infantiles de Oviedo había el curso pasado 649 niños y, aunque la matrícula del próximo no está cerrada, la concejalía de Educación tenía a principios de esta semana registradas 617 inscripciones. Por su parte, la plantilla de trabajadores es de 48 a jornada completa y otros tantos a media jornada, según datos municipales. La mayoría de ellos han insistido durante estas últimas semanas en reclamar estabilidad y reconocimiento laboral.

Una de las reivindicaciones que han formulado los trabajadores de las escuelas infantiles en su petición de conservar su empleo es que tienen un proyecto educativo, circunstancia -dicen- que les diferencia de las guarderías. Los empleados de estos centros aseguran que en las escuelas infantiles se planean actividades, se evalúan y se adaptan a las capacidades de los bebés. En Oviedo, las escuelas abren a las siete y media de la mañana y los educadores tienen siete horas lectivas y media de atención no directa en la que realizan ese trabajo.

El recorte de subvención por parte del Principado y la primera idea del gobierno local de recortar la plantilla indignó a la oposición, especialmente al PP, que reclamó a la nueva corporación que diera marcha atrás y apoyara el mantenimiento del empleo. El tripartito hará el esfuerzo, pero seguirá pidiendo al Principado que mantenga la subvención anterior.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine