Lne.es »

La ordenanza de terrazas entrará en vigor mañana y después será revisada

Rosón comunica a los hosteleros que los puntos "conflictivos" de la norma serán analizados en mesas de trabajo durante el próximo año

31.12.2015 | 03:46
Reunión de última hora. Los ediles Rubén Rosón e Ignacio Fernández del Páramo (de espaldas) se reunieron ayer con responsables de Unión y Defensa de la Hostelería en Asturias.

La ordenanza de terrazas, aprobada por unanimidad por la anterior Corporación municipal, entrará en vigor, tal como estaba previsto, mañana, viernes. Sin embargo, el concejal de Turismo, Rubén Rosón, anunció ayer a los hosteleros que será revisada a lo largo de 2016 en unas mesas de trabajo en las que participarán todos los sectores implicados. "Nosotros no participamos en la redacción de esta ordenanza, pero está ahí y no podemos caer en la ilegalidad. El día 1 de enero empezaremos a aplicarla", explicó Rosón. "No hubo tiempo para abrir otros caminos, pensamos incluso en aplicarla de forma progresiva, por zonas, pero el texto no lo permite. Así que lo que haremos será iniciar en 2016 un proceso de modificación de la ordenanza", añadió el concejal, quien advirtió que "no será un proceso de seis meses", sino más largo.

Mañana, viernes, entrará en vigor la ordenanza que afecta a las terrazas "tipo A", las que no cuentan con una estructura, sólo con sus mesas y sillas. Para las de "tipo B", las más aparatosas, existe un año más de plazo para adaptarse a la normativa. Uno de los aspectos más polémicos de la ordenanza que regulará la instalación de terrazas es la obligatoriedad de que todo el mobiliario sea adaptado a discapacitados. Además, los hosteleros pelean por fijar la servidumbre de paso en 1,50 metros, en lugar de 1,80. El asunto está en los tribunales, y, aunque los hosteleros pidieron una moratoria hasta que se resuelva el asunto, no se la han concedido. Una de las solicitudes estaba apoyada en un estudio que auguraba el cierre de más de la mitad de las terrazas de la ciudad y la pérdida de cientos de empleos directos e indirectos.

A pesar del anuncio realizado ayer por Rubén Rosón, los hosteleros -en concreto, el edil se reunió con Unión y Defensa de la Hostelería en Asturias- salieron "muy desanimados" de la reunión con el Ayuntamiento. En los últimos días han tenido que presentar los papeles para adaptarse a la nueva normativa, y, debido al aluvión de última hora, algunos no tendrán sus licencias de terraza mañana. De todas formas, al coincidir varios días festivos, esperan que los inspectores municipales no empiecen a pasar revista a las instalaciones hasta la próxima semana.

Otro de los asuntos abordados en la reunión de ayer fue la posibilidad de que el Ayuntamiento de Oviedo pueda subvencionar la adquisición de mobiliario accesible. Rubén Rosón les explicó que esta fórmula no va a ser posible de desarrollar, pero que el Consistorio tiene pensado estudiar cómo funciona la nueva regulación, para la posible aplicación de una rebaja en el pago de las tasas de ocupación por terrazas.

"Muchas palabras bonitas, pero no han sido capaces de cumplir nada de lo que prometieron", lamentó el presidente de UDHA, Edén Jiménez.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine