Lne.es »

La autopsia del joven atropellado en un garaje no aclara la causa de su muerte

Envían muestras de tejido a Madrid para saber si el hombre murió antes o después del accidente e investigan si estaba de pie, tumbado o sentado

26.01.2016 | 14:40
Cálido adiós a efrén. La capilla del tanatorio de Los Arenales, ayer, durante la celebración de la ceremonia de la palabra oficiada por el sacerdote Jorge Fernández Cortés.

La investigación sobre el fallecimiento del joven arrollado el domingo en la entrada de un garaje de la calle Manuel Pedregal continúa abierta para esclarecer las causas que motivaron que un coche se lo llevara por delante. Es decir, si estaba de pie, tumbado o sentado, y si sufrió algún percance previo al atropello. El Instituto de Medicina Legal de Asturias ha realizado la autopsia pero no ha llegado a una conclusión definitiva ya que depende de los resultados de las muestras que ha enviado al Instituto Nacional de Toxicología. Así, en este momento no se puede aseverar si la víctima, Efrén Villanueva Zardaín, de 34 años, murió a causa de las heridas sufridas por el paso del automóvil, un todoterreno de la marca Land Rover. Y los análisis estarán listos en unos días.

El conductor del vehículo guarda el coche en el número 4 de Manuel Pedregal. Allí vivió hasta hace unos meses, cuando cambió de domicilio. Tiene 47 años, es natural de Tineo y trabaja en una empresa constructora. Según los vecinos del entorno, sale de casa a diario hacia las siete y media de la mañana (la hora en la que ocurrió el accidente) para ir a trabajar. El domingo no fue una excepción. Al salir de su plaza de aparcamiento, subir la rampa y llegar al porche que separa el aparcamiento de la calle notó que el vehículo dio un bote, pero no vio nada en el suelo. Se bajó para comprobar lo que había pasado y descubrió el cuerpo del joven. Así se lo contó a la Policía Local después de llamar al 112. Además, tuvo que ser atendido por sufrir un ataque de ansiedad, pero no precisó ingresar en un centro hospitalario y dio negativo en la prueba de alcoholemia.

Los agentes creen que el fallecido -que ocupaba un puesto de responsabilidad en Arcelor, en Gijón- se dirigía a su casa a primera hora de la mañana del domingo y que por causas desconocidas entró en el garaje del número 4. En realidad, el joven residía en la misma calle, a sólo dos portales de distancia. Su familia y sus amigos le describen como una gran persona, amigo de sus amigos y poco amigo del alcohol.

La ceremonia de la palabra que se celebró ayer en la capilla del tanatorio de Los Arenales fue un reflejo de la enorme nómina de amigos y seres queridos que tenía Efrén Villanueva. Así, su familia estuvo arropada por decenas de personas que abarrotaron la sala y siguieron el discurso del sacerdote Jorge Fernández Cortés, que a su vez es párroco de la iglesia de San Pedro de los Arcos, en el barrio del Naranco, y tiene lazos familiares con el joven. "Estará vivo de alguna manera mientras siga en el corazón de los que le aman", dijo para reconfortar a los presentes y consiguiendo así convertir el acto en un cálido adiós a un joven "que se fue demasiado pronto".

El entorno del fallecido aún no se explica las causas del fatal desenlace y espera a las conclusiones del Instituto Nacional de Toxicología. Además, lo califican de accidente y se muestran empáticos con el conductor del todo terreno, que atraviesa un difícil momento al lado de su familia.

Algunas personas cargaban contra la falta de visibilidad de los vehículos 4x4 al quedar a demasiada altura del suelo y haciendo casi imposible ver lo que hay debajo, máxime al salir de la rampa de un garaje. Es más, instaban a legislar al respecto para evitar accidentes mortales.

Más de veinticuatro horas después del atropello en la puerta del garaje del número 4 de Manuel Pedregal, los vecinos y hosteleros de la zona trataban de entender lo que había pasado y los vecinos del edificio apenas daban crédito, aunque preferían guardar silencio sobre los hechos. Sólo algunos quisieron dar un testimonio anónimo sobre el conductor, al que conocían por haber vivido allí meses atrás. "Es un hombre fabuloso, trabajador y familiar que ha debido llevarse un susto tremendo", comentó un residente en el portal a la vez que otro aseguraba que "sale todas las mañanas a trabajar muy temprano y parece una persona responsable".

La Policía Local, que abrió un expediente sobre el atropello tras tomar declaración y hacer la prueba de alcoholemia al conductor (negativa), ha enviado el informe a los Juzgados.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine