Lne.es »

El puente de La Florida, todavía cerrado, acumula un sobrecoste de 420.000 euros

El municipio quiere modificar parte del contrato para abrir la pasarela, bajo la que se ejecuta un aparcamiento solicitado por los vecinos

04.02.2016 | 04:06
El puente de La Florida, visto desde el Parque del Oeste.

El puente de La Florida acumula sin haberse inaugurado -el grueso de la obra finalizó hace más de ocho meses- un sobrecoste de 420.000 euros. El motivo de este incremento en el coste final de la obra, una de las más ambiciosas de los últimos años en la ciudad, se debe a varios modificados del proyecto e imprevistos. Así consta en un informe realizado por los técnicos municipales que el tripartito quiere utilizar para acabar de una vez por todas con el enquistamiento de un proyecto que suma un presupuesto total de 4,82 millones de euros.

La intención del gobierno local que sustentan Somos, PSOE e IU es la de dar el visto bueno a la modificación del contrato para poder abrir la pasarela que salvará la brecha abierta entre el barrio de La Florida y el Parque del Oeste. La modificación consistiría, entre otras cosas, en cambiar la parte en la que no se contempla la posibilidad de establecer recepciones parciales de obra para hacer todo lo contrario. La imposibilidad de recibir los trabajos parcialmente está generando, a juicio de los técnicos, "un grave perjuicio público, pues con la obra principal concluida no se puede proceder a su puesta en uso".

La realidad es que el puente lleva listo para entrar en servicio desde mayo del año pasado, pero un cambio en el proyecto con los trabajos en marcha para construir un aparcamiento, a petición de los vecinos, ha complicado su inauguración. Y eso que, con motivo del partido de ida de la promoción de ascenso a Segunda División que el Real Oviedo disputó en el Carlos Tartiere con el Cádiz (24 de mayo, el mismo día en el que se celebraron las elecciones locales y autonómicas), el anterior gobierno local, en manos del PP, optó por abrir la estructura de manera puntual para el paso de peatones.

Pero 255 días después, la pasarela prosigue sin uso y erguida en mitad de una de las áreas urbanísticas más modernas de la ciudad. El principal motivo que se argumenta desde el tripartito para no dar uso a la infraestructura es de carácter burocrático. Aquí entra la petición realizada por los vecinos de la zona en precampaña y que recibió el visto bueno del anterior equipo de gobierno que lideraba Agustín Iglesias Caunedo. Los residentes presentaron 330 firmas solicitando una modificación del proyecto en febrero de 2015. Ésta pasaba por desechar un estanque que iba a situarse bajo el puente e incluir la construcción de un aparcamiento en superficie ante la alta demanda de estacionamiento que existe en los barrios del entorno (La Florida, Argañosa o Vallobín, que suman más de 32.000 vecinos).

El gobierno municipal aceptó la sugerencia y trasladó la petición a la empresa que estaba ejecutando el puente. Un año después las obras del aparcamiento aún no se han llevado a cabo a la espera de que el tripartito dé el visto bueno al nuevo contrato. Lo que ya se ha aclarado tras largas negociaciones, tal y como adelantó LA NUEVA ESPAÑA el pasado 31 de octubre, es el coste del aparcamiento. El problema en este caso se centraba en que el Ayuntamiento y la constructora del puente (Assignia Infraestructuras) no se ponían de acuerdo: el municipio lo valoraba en 140.000 euros y la empresa en 190.000 euros. Además, surgieron problemas con determinados proveedores y se produjo la quiebra de una de las subcontratas, lo que obligó a retrasar un par de meses la conclusión de los trabajos del puente.

Ahora los números, a tenor de los informes técnicos, ya están claros. Por un lado, la construcción del aparcamiento y la adecuación del entorno de la vías de Renfe que hay en la zona -con unos 400 metros cuadrados de superficie- se ha presupuestado en 144.592,24 euros. También han tenido que realizarse lo que los expertos denominan "recálculos" en elementos del puente, como el mástil, la rótula o en el procedimiento de apeo. Todo ello para conseguir "la resistencia y la estabilidad del conjunto estructural durante el complejo proceso constructivo". Estos "recálculos" se traducen en un sobrecoste de 217.073,48 euros. En total, el sobrecoste del puente de La Florida se situaría en más de 361.000 euros, cantidad que se incrementaría hasta los 420.075 añadiendo conceptos como los gastos generales, el beneficio industrial y el IVA.

¿Pero cuando se abrirá definitivamente la pasarela? A finales del pasado mes de septiembre el tripartito manifestó su intención de inaugurar la infraestructura antes de las campanadas de fin de año. Ahora ya hace semanas que el gobierno local huye de dar fechas concretas replicando "lo antes posible". Y entre medidas los vecinos utilizan el puente para pasear y cruzar de un lado al otro. En cambio, el uso para vehículos todavía tendrá que esperar un tiempo.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine