El Ayuntamiento recupera la gestión de las cuadras del hípico

El PP acusa a Somos de "querer cerrar" el campo de golf de Las Caldas y Rosón dice que el contrato es "lesivo"

14.04.2016 | 01:54

El gobierno local (Somos, PSOE e IU) aprobó ayer la reversión a lo público de varias instalaciones del centro ecuestre El Asturcón, que a final de mes dejará estar gestionado por la empresa Urbaser, concesionaria durante estos últimos años. Los tres socios dieron luz verde ayer en Junta de Gobierno a la recuperación de las cuadras de los caballos y del almacén, las instalaciones de las que era responsable la citada empresa. Los usuarios del hípico, que temen su cierre a final de mes, ya han anunciado su intención de quedarse y han empezado a buscarse por su cuenta la manera de mantener a sus animales.

El tripartito comunicó a la empresa Urbaser hace días que no había más prórrogas en el contrato, pero no a los usuarios, según reconocieron ayer en la comisión de Educación y Deporte. A una pregunta del grupo Ciudadanos, la concejala de Somos, Isabel Bermejo (que sustituyó a la titular de Deportes Mercedes González), aseguró que debía ser la propia empresa la que comunicara la decisión a los siete trabajadores que prestan sus servicios en las instalaciones. El gobierno lleva meses buscando una salida para el hípico. Las posturas de los tres socios ya han quedado encima de la mesa: Somos no descarta cerrar el centro, el PSOE apuesta por alquilar el centro a los usuarios e IU ve buena esta opción pero sólo de forma provisional, hasta que se piense otra salida.

Por otra parte, el PP acusó ayer a Somos de "querer cerrar" el campo de golf de Las Caldas "por intereses personales" después de rechazar al contrato de adjudicación a FCC por 15 años. "Han querido poner en peligro el campo de golf del cual se benefician muchos ovetenses", señaló ayer el edil Gerardo Antuña, que acusó a los podemistas de "anteponer sus sueños y prejuicios a la realidad". "Es inadmisible que un partido con responsabilidad de gobierno actúe por impulsos", añadió.

El edil de Economía, Rubén Rosón, calificó de "lesivo" el contrato adjudicado a FCC porque "se regala" la concesión a cambio de beneficios "irrisorios". El contrato, no obstante, implica que la empresa, además de mantener a los 20 trabajadores, asuma inversiones por 2 millones y que dé una cantidad al Ayuntamiento de 833.000 euros. El consistorio, a cambio, pagará un total de 250.000 euros en 15 años.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine