Doña Gontrodo pone mesa para treinta

Cofradías y hermandades de España, Francia, Italia, Bélgica y Portugal visitan Oviedo para asistir al gran capítulo del colectivo gastronómico formado por mujeres

15.05.2016 | 12:22
Doña Gontrodo pone mesa para treinta
Doña Gontrodo pone mesa para treinta

Si las cofradías y hermandades enogastronómicas que estuvieron ayer en Oviedo hubiesen traído sólo una pequeña muestra de los productos a los que veneran para celebrar el sexto gran capítulo de la Cofradía Doña Gontrodo, no habría habido sitio en la mesa para colocarlos ni comensal con estómago para catarlos todos. Más de treinta agrupaciones de España, Francia, Italia, Bélgica y Portugal participaron en las diferentes actividades organizadas por la cofradía ovetense -la única del país formada exclusivamente por mujeres- y asistieron a la ceremonia de entronización que tuvo lugar en el salón de Plenos del Ayuntamiento, un acto en el que las integrantes de la Cofradía Doña Gontrodo premian la labor de personas y entidades en pos de los productos de la gastronomía asturiana.

"No hay sitio", decía uno de los integrantes de la cofradía Amigos del Olivo de Baena (Córdoba) poco antes de que diese comienzo el acto en la Casa Consistorial. Y es que no había ni una sola silla libre y de pie se estaba apretado entre tantos estandartes, capas, sombreros y otros atuendos representativos de cada colectivo. "Es un honor tener a tantos amigos en mi ciudad. Aprovecho para recordaros que en Oviedo tenemos de todo y es un sitio maravilloso, algo tendremos cuando un reciente estudio dice que es una de las mejores ciudades de Europa para vivir", subrayó María Luisa Llavona, la presidenta de las "gontrodas" para abrir la ceremonia en el Ayuntamiento. En esta ocasión la Cofradía Doña Gontrodo nombró cofrade de honor a la cocinera Joaquina Rodríguez, del restaurante Casa Chema; empresa ejemplar, a la fábrica de quesos La Peral; caballero honorario, al exconcejal del Ayuntamiento de Oviedo Jaime Reinares, y cofrade de mérito, al club de hockey Hostelcur Gijón, cuyo equipo femenino está cosechando títulos en España y a nivel europeo.

"Ahora que he dejado la política no estoy muy acostumbrado a hablar, pero no es difícil destacar que la Cofradía Doña Gontrodo es un ejemplo de defensa del humanismo y de los derechos y deberes de los ciudadanos ovetenses. Es mucho más que un colectivo gastronómico", dijo Reinares al recibir el galardón. En la ceremonia de entronización también estuvieron presentes Carlos Martín Cosme, presidente de la Federación Española de Cofradías Vínicas y Gastronómicas (Fecoes), y Sabino González, presidente de la Federación de Cofradías Gastronómicas de Asturias. "La importancia que tiene la Cofradía Doña Gontrodo es innegable. No hay más que ver a cuantos de vosotros han sido capaces de reunir estas señoras", explicó Martín Cosme, que además es padrino del colectivo gastronómico ovetense.

Pero los actos del día no sólo se desarrollaron en el Ayuntamiento. A las once y media de la mañana todas las cofradías tomaron parte en una marcha desde la calle Palacio Valdés hasta el convento de las Pelayas, donde se celebró una misa y hubo una ofrenda floral en la tumba de Doña Gontrodo. A continuación, la comitiva, precedida por la Banda de Gaitas de Oviedo, volvió a desfilar hasta el Ayuntamiento para los actos de entronización. Después de la ceremonia formal en el Consistorio, todos los asistentes participaron en un almuerzo en un conocido hotel de la ciudad. "Para nosotros es un día especial", aseguró emocionada María Luisa Llavona.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine