Lne.es »

El voto más peleado de Nebot

El fotógrafo, de 87 años, logró que aceptasen su papeleta gracias a un informe médico, ante la negativa de la mesa electoral a concederle el derecho al sufragio

28.06.2016 | 12:55
Nebot, ayer, ante el colegio Pablo Miaja.

José Manuel Nebot (Oviedo, 1928) acudió el domingo por la mañana a votar y solo pudo meter las papeletas cuando nada más que faltaba un cuarto de hora para el cierre, a las ocho de la tarde. No es que hubiese una cola enorme ante su mesa o que se parase a saludar a conocidos y viejos camaradas en los pasillos del colegio Pablo Miaja, en la calle General Elorza. Es que a este reconocido fotógrafo y simpatizante del PCE le negaron el derecho al sufragio al creer que no estaba en plenas facultades mentales. Lo logró gracias a un informe favorable del psiquiatra Guillermo Rendueles tras el empeño de su hija, Ana Nebot, "en luchar por lo que es justo".

Acudió a votar a eso de las 13.45 horas con su mujer y su hija como manda la tradición en su casa. "Para mi padre las jornadas electorales son una fiesta y va llueva, nieve o truene como ocurrió en las municipales del año pasado, que cayó un aguacero horroroso y nos dijo que le llevásemos como fuera", explica Ana. Su padre padece un "parkinsonismo vascular" que le obliga a usar silla de ruedas desde hace años, le impide mover las manos y ralentiza su capacidad de reacción. "Contesta algo más lento que el resto de las personas, pero nada más", matiza su hija, que al llegar a la mesa electoral correspondiente se llevó una sorpresa.

"Una vocal y el presidente se miraron y dijeron: 'Este señor no está apto para votar'. Y los tres nos quedamos impactados". A partir de ese momento, su familia hizo lo posible por que ejerciese el derecho al sufragio. Los allí presentes le hicieron una batería de preguntas del tipo: "José Manuel, ¿dónde estamos?". Nebot procesó las cuestiones a su ritmo habitual, disgustado por la situación, pero no le dieron tregua. Su hija llamó entonces a un apoderado y a la junta electoral para saber cuáles eran sus opciones. Se puso en contacto con IU e incluso se asesoró con un abogado.

"IU se portó fenomenal con nosotros y nos ayudó en todo momento, como Guillermo Rendueles y su mujer, Chusa", comenta Ana ya más aliviada y con la conciencia tranquila "por haber puesto el mismo empeño que mi padre pone en lo que hace". De hecho, el coordinador de IU en Asturias, Manuel González Orviz, llamó por teléfono a su homólogo en Oviedo, Alejandro Suárez, para alertarle. "Avisé a nuestro abogado para desenredar el problema. Nebot es una persona perfectamente cabal", añade Suárez.

Un dictamen profesional que acreditase la capacitación del votante era la solución. Lo hizo el psiquiatra Rendueles que en ese momento estaba en Gijón y no daba crédito a lo que Ana Nebot le estaba contando. Así, a las 19.45 horas la familia volvió al colegio Pablo Miaja.

"Ya habíamos llevado a mi padre a casa sin esperanzas de que pudiese votar, pero con el informe en la mano la cosa cambiaba". Sin embargo, el sufragio no fue tan fácil como pintaba porque los miembros de la mesa lo sometieron a votación, Hubo dos a favor y uno en contra,

Para la familia del fotógrafo, histórico comunista, fundador de ANA (Amigos de la Naturaleza), de la Federación de Fotógrafos Profesionales de España, de la Asociación de Comercio de Oviedo y de la Federación Asturiana de Profesionales y Autónomos de Asturias, es necesario revisar la ley que otorga la atribución de conceder o denegar el voto a los miembros de las mesas electorales. Como dice su padre.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine