28 de julio de 2016
28.07.2016
Lne.es »

Ciudadanos propone mercados y conciertos para "reactivar" el casco antiguo

La formación naranja presenta un plan que incluye la limpieza de las fachadas y la señalización de edificios históricos

28.07.2016 | 03:45
Por la izquierda, Luis Pacho y Luis Zaragoza, ayer, en el Antiguo.

Los concejales del grupo municipal de Ciudadanos, Luis Pacho y Luis Zaragoza, presentaron ayer un plan de actuaciones para el casco antiguo, con el fin de "revitalizar" el barrio. Entre las medidas que plantean, incluyen la celebración de "mercados temáticos" en las plazas del antiguo, la limpieza de las fachadas con pintadas, actuaciones y conciertos "al aire libre", la señalización turística de los edificios históricos o la concentración de las oficinas administrativas municipales en la zona. Con estas medidas, que presentarán en una moción al pleno municipal, pretenden "reactivar y recuperar" el casco histórico, alejándolo del "monocultivo del ocio nocturno".

Desde la formación naranja denuncian que el eje que va de la calle Cimadevilla hasta el Fontán absorbe toda la actividad del centro, dejando gran parte del antiguo "totalmente desierto y abandonado", según sus palabras. Por ello, proponen, entre otras medidas, la celebración de nuevos mercados, temáticos "artesanales o de productos asturianos", en plazas como el Paraguas o la Corrada del Obispo. Su idea pasa también por trasladar algunos de los mercados del Fontán, como el de las flores, a alguna de estas plazas. "Lo importante es traer actividad diurna a esta parte del barrio", señala Pacho. En este sentido, su propuesta más llamativa es la de ubicar en edificios de la zona algunas de las oficinas del Ayuntamiento, como la de Recaudación, pues opinan que actualmente están "dispersas por la ciudad". Para Ciudadanos, parte de los edificios y solares abandonados del antiguo serían posibles ubicaciones futuras de estos servicios municipales. Otra de sus propuestas para atraer la actividad diurna en la zona es la de fomentar actuaciones y conciertos por el barrio, "siempre dentro del orden y el respeto al descanso de los vecinos". Pacho afirma haber hablado con las asociaciones vecinales del Antiguo, con quien asegura compartir "las mismas preocupaciones".

La estética también preocupa a los ediles, que cargan contra la proliferación de pintadas en las fachadas del lugar y el estado ruinoso de algunos edificios. "Estamos ofreciendo una imagen desastrosa a los turistas, el estado de estas calles los hace huir", dice Pacho. Para llevar a cabo esta "reconstrucción" proponen una exención de tasas e impuestos que "anime" a los propietarios a "realizar obras de adecentamiento" de sus inmuebles. La restauración de los tramos de escaleras que comunican algunas de las calles, como la de Ildefonso Martínez, también entra dentro de este plan. Atraer al turismo a estas zonas que consideran "desconocidas incluso para muchos ovetenses" es otro de sus objetivos. Los ediles proponen llevar a cabo una señalización exhaustiva de los edificios históricos, como el palacio Episcopal o el claustro de la Catedral, que carecen de carteles explicativos. También solicitan modificar algunos paneles ya existentes, como el que está en la ampliación del Museo de Bellas Artes, que consideran poco legible. "Queremos que lugares emblemáticos de la ciudad, como el Paraguas, no pasen desapercibidos", explican.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine