21 de agosto de 2016
21.08.2016
Lne.es »

Ha llegado el momento de opositar

La tasa de reposición de funcionarios en la Administración pública está creciendo en sectores como la sanidad y la educación, además de salir plazas en el Ayuntamiento y en la Universidad de Oviedo

22.08.2016 | 04:05
Ha llegado el momento de opositar

Parece que los malos tiempos han quedado atrás. Por lo menos, en lo que a plazas de empleo público se refiere. Existen y se cubren, y ya es pasado la época en la que el Gobierno llegó a bajar hasta el cero por ciento la tasa de reposición de efectivos. Varios años en los que los opositores veían cómo se jubilaban los funcionarios y no se cubría ni una sola de las vacantes. Esos meses complicados ya son historia, por lo menos es lo que se traduce de los últimos pasos dados por el Gobierno, que ha elevado la tasa de reposición en sanidad y educación al 100 por ciento, de tal manera que todas las plazas que se dan de baja se vuelven a cubrir inmediatamente. En las otras áreas ha anunciado el 50 por ciento de reposición, lo que asegura que la mitad de las mismas también se va a cubrir. Las diferentes comunidades ya han empezado a cumplir lo prometido meses atrás y ya se han dado a conocer algunas ofertas de oposiciones de diversa índole en la Administración del Estado, preferentemente en las ramas sanitaria y educativa.

Asturias ha recibido este año las oposiciones de educación con un total de 418 plazas, repartidas en especialidades de Secundaria, Formación Profesional, Música y Artes Escénicas. Lo que supone que se esté ante la mayor oferta de empleo público desde 2000, año en el que Asturias asumió las competencias educativas. A convocatorias como ésta, de carácter autonómico, hay que sumar las de la Universidad de Oviedo, el Ayuntamiento de la capital, el Sespa, con 522 nuevas plazas de turno libre, el Estado o las 2.615 plazas de Policía Nacional.

Con estos datos más que positivos, no cabe duda de que es el momento de acudir a academias de la región con prestigio, con solera y bien informadas, que pueden ayudar a cumplir las ansias laborales de muchos. Academias por las que hayan pasado miles de alumnos y que tengan todos los temarios al día, temarios que, además, no cobran.

Actualmente, los mejores centros cuentan con aulas equipadas con ordenadores, redes locales, conexión a internet y textos completamente actualizados para hacer más fácil la preparación de cualquier oposición. A la hora de elegir, se debe optar siempre por academias con profesionales titulados que puedan demostrar su formación y que sepan transmitir al alumno confianza y tranquilidad, tan necesarias en un opositor, que normalmente suele estar estresado y dudar muchas veces de su propia capacidad. Usando un método personalizado, flexible y exigente, los entrenadores impulsan a los opositores en su estudio: mejoran sus habilidades, trabajan sus fortalezas y planifican juntos los objetivos a lograr. Los profesores son expertos en los contenidos y son los encargados de resolver cualquier duda que pueda surgir. Además, contribuyen a que los alumnos estén continuamente informados de las novedades legislativas, convocatorias y demás noticias de interés.
En las mejores academias, la calidad de sus servicios está refrendada por acreditaciones como el "Arco de Europa", o la "Estrella de Oro Internacional" a la calidad de la enseñanza, concedido por el Comité Internacional de BID. Reconocimientos que, sin duda, están muy bien, pero, en ocasiones, no son equiparables al de los cientos de alumnos que han alcanzado el éxito consiguiendo un empleo estable en la función pública.

El momento de opositar es ahora. El futuro laboral nunca fue tan prometedor. Sólo depende de uno mismo el intentar salir adelante y labrarse un futuro.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine