Abrigos y bufandas frente a los apuntes

Los usuarios del centro de estudio de Santullano denuncian que la calefacción funciona mal y "hace mucho frío"

08.01.2017 | 04:54
Una estudiante, con el abrigo puesto ayer por la tarde en el centro de estudio de Santullano.

La helada que ayer dio la bienvenida al día tiñendo de blanco las zonas verdes, los coches y las calles de Oviedo se notó, y mucho, a primera hora en el centro de estudio de Santullano. Así lo denunciaron algunos de los usuarios que destacaron que "hacía mucho frío". Esto, lamentó Alejandro Queipo, les llevó a recurrir a los a los abrigos y también a utilizar "las bufandas a modo de manta" para calentarse. Así estudiaron durante las primeras horas del día, abrigados frente a los apuntes. Critican, además, que no es la primera vez que la calefacción da problemas y que la situación se ha repetido ya "varias veces".

El centro de estudio, sin embargo, fue entrando en calor a lo largo de la mañana. Los estudiantes que ayer se acercaron a Santullano, molestos con las condiciones del local, admitieron que la situación mejoró gracias a la colocación de varios radiadores eléctricos portátiles. "Después ya no hacía tanto frío aunque aún había quien seguía con la bufanda puesta", resaltó Alejandro Queipo.

El mal funcionamiento de la calefacción se agrava si se tienen en cuenta las características del edificio. La gran altura de los techos dificulta la labor de calentar el espacio. Las paredes, además, son de cristal y no tienen la fortaleza de otras construcciones más sólidas.

Si los termómetros marcan, además, temperaturas tan bajas como las de ayer, señalaron los usuarios, el abrigo se convierte en imprescindible. Estas quejas no son las únicas que envuelven a los centros de la ciudad. Los estudiantes que acuden al de la Lila levantaron la voz el pasado mes de octubre para solicitar la reapertura de la sala de estudio en horario de tarde. Llevaba cerrada desde que en febrero expirase el contrato de los dos trabajadores del plan de empleo destinados para supervisar el centro.

Los estudiantes se pusieron en contacto con el Ayuntamiento para tratar de ampliar el tiempo de uso y recogieron firmas para respaldar sus demandas. La concejala del PP Covadonga Díaz acusó por aquel entonces al gobierno local de "mermar la calidad educativa" al no solucionar una reivindicación "de hace ocho meses".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine