Masaveu Rovira y Fierros, vidas paralelas

El grupo empresarial celebra los 175 años del inicio de su historia con una exposición en la Feria de Muestras que homenajea a su fundador y al pintor asturiano

11.08.2015 | 04:48
Arriba, retrato de un fumador sin identificar; a la izquierda, óleo sobre lienzo con la inscripción "Aesopvs"; debajo, óleo sin título.

Oviedo, P. R.

Pedro Masaveu Rovira tenía 13 años cuando, desde su Cataluña natal y "con lo puesto", decidió viajar a Asturias. Llegó a Oviedo en 1840 para emplearse en un comercio de telas regentado por León Barrosa. En 1845 fundaría la Banca Masaveu, origen de lo que hoy es la Corporación Masaveu.

Dionisio Fernández Álvarez, más conocido por Dionisio Fierros, asturiano de Ballota (Cudillero), tenía 14 años cuando, en 1841, viaja a Madrid para aprender el oficio de sastre, profesión que ejercía un tío suyo en la capital y por el que el adolescente no mostró ningún interés. Acabaría trabajando de aprendiz de mayordomo en casa de José María Magallón, marqués de San Adrián, quien le ayudaría en su carrera artística. Discípulo de José de Madrazo y, más tarde, de su hijo, Federico, artista viajero, fue el primer asturiano que estudió en la Escuela de Bellas Artes de San Fernando. Gran pintor de las costumbres populares y buen retratista, cultivó, además, la temática orientalista, entonces de gran auge.

El Grupo Masaveu presenta cada año en la Feria Nacional de Muestras de Asturias, en Gijón, su colección de arte. Este año ha decidido unir el origen de su propia historia, protagonizada por Masaveu Rovira, a la del pintor Dionisio Fierros, de quien conserva once obras, ocho de ellas recuperadas en Buenos Aires, ciudad en la que residen dos de los mayores coleccionistas de la obra del pintor, Pedro María y Juan Moreno. Dos contemporáneos que, como dice el texto del catálogo editado con este motivo, "compartieron en su juventud aquel tiempo de movimientos migratorios, la dolorosa y angustiosa realidad de alejarse de sus familias y demás adversidades difíciles de asimilar a tan temprana edad".

En esta ocasión, la compañía empresarial ha destinado una sala en la que, bajo la dirección artística de Luis Antonio Suárez Fernández, se ha recreado del modo más fiel posible un ambiente familiar del siglo XIX, que dedica a Masaveu Rovira y sus sucesores: Elías Masaveu Rivell, Pedro Masaveu Masaveu, Pedro Masaveu Peterson, Elías Masaveu Alonso del Campo y el actual presidente, Fernando Masaveu Herrero. Un escenario presidido por el retrato de Pedro Masaveu Rovira, realizado por Dionisio Fierros, con música de Beethoven, una escultura en bronce de Auguste Rodin y mobiliario antiguo propiedad de la familia que en la actualidad forma parte de la decoración de las oficinas de la Corporación.

Masaveu Rovira, según documentos de la época del archivo Masaveu que se citan en el catálogo, era "meticuloso, constante, metódico y extremadamente riguroso en los asuntos humanos y del negocio", así como "un hombre decidido y perspicaz. Diligente y paradigma del buen hacer al que su institución y olfato empresarial pronto le permitieron abrazar el éxito y la prosperidad en el difícil camino de los negocios.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Patrocinado por nombre

Lotería de Navidad 2014

Enlaces recomendados: Premios Cine