01 de octubre de 2017
01.10.2017
Las distinciones de LA NUEVA ESPAÑA

Bruno Sánchez-Andrade Nuño, "Asturiano del mes" por su visión social de las nuevas tecnologías

El astrofísico, que trabajó en la NASA y en el Instituto Max Planck de Alemania, plantea el uso de los avances técnicos como una ayuda y "no para ser sus esclavos"

01.10.2017 | 04:38

Bruno Sánchez-Andrade Nuño (Oviedo, 1981), doctor en Astrofísica por el Instituto Max Planck, que, entre otras muestras de su talento, participó en la Cumbre de Davos vestido con el traje tradicional asturiano en 2016, ha sido distinguido por LA NUEVA ESPAÑA "Asturiano del mes" de julio por su visión sobre el uso social de las nuevas tecnologías. Como explicó recientemente a este periódico, "usemos la tecnología para que nos ayude, no al revés, parece que somos más esclavos que usuarios de ella".

Bruno Sánchez-Andrade Nuño es doctor en Astrofísica por el Instituto Max Planck de Alemania, investigó en la NASA y luego dirigió el equipo de Big Data del Laboratorio de Innovaciones del Banco Mundial. En enero de este año lo cambió todo. Abandonó su puesto de funcionario en Washington en busca de otros horizontes que no estuvieran atados a la silla de una plaza. Así que se lanzó a conocer especialistas de todo el planeta.

Es consultor científico, trabaja para una empresa de satélites y piensa establecerse en España para pagar impuestos, fruto "de mi trabajo internacional", explicó a este periódico. Y es agradecido, puesto que quiere devolver a España lo que le dio a través de conquistas como el sistema sanitario y educativo, que le han permitido estar donde está, afirma. Por todos sus trabajos y sus aportaciones, la asociación Asturias Compromiso XXI, de asturianos que trabajan en el extranjero, lo distinguió como socio de honor. Bruno Sánchez-Andrade Nuño siempre quiere que se le nombre con los apellidos de su padre, que fue componente de "Nuberu", y de su madre. En alguna ocasión dijo que cuando aún no sabía leer ya quería ser astrónomo. Respecto a las nuevas tecnologías es hombre preclaro y aplaude los avances, o mejor los saluda antes de poner trabas: "Es bueno que la ciencia y la tecnología sigan avanzando y tengamos este problema. Demuestra que lo posible es mucho más que lo mínimo necesario. Nos ayudan a entender más, a ser más efectivos, a hacer más, a comunicarnos con más gente de manera más fácil y con menos esfuerzo".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine