El inexpugnable Molinón

El Sporting aspira a mantener su trayectoria de invicto en casa, que se remonta al pasado mes de enero, en la visita del Valencia - Lora y Carmona se ejercitan al margen del grupo y Luis Hernández y Castro, con molestias, no completan la sesión en Mareo

08.09.2015 | 04:47
Los jugadores del Sporting realizan ejercicios de calentamiento durante el entrenamiento de ayer en Mareo.

El templo se prepara para volver a ejercer como jugador número doce. La Liga regresa a El Molinón este sábado con la visita de otro grande que sucederá al multitudinario respaldo que brindó la grada al Sporting durante el trabajado empate ante el Madrid. El Valencia se encontrará en el municipal gijonés con un conjunto rojiblanco que estará nuevamente guiado por más de veinte mil espectadores y que quiere ampliar su fortaleza en su feudo tal y como demostró en la jornada inicial. Buena parte del objetivo de la permanencia pasa por acercarse a los extraordinarios números cosechados la temporada pasada en casa, donde los del Pitu obtuvieron catorce de las veintiuna victorias que sumaron en toda la temporada. Hay que remontarse al mes de enero para encontrar la última derrota.

Igualar los números de la temporada pasada en casa es prácticamente imposible, pero el Sporting tiene claro que el poder de El Molinón es una de las armas importantes para continuar en Primera División. El club está a un paso de lograr la mayor cifra de abonados de toda su historia, fijado en la campaña 1982-83, cuando la masa social rojiblanca ascendió a 22.766 socios. Un detalle que invita a creer que, a lo largo del año, la afluencia al campo difícilmente estará por debajo de los veinte mil espectadores. La gran respuesta del público a los guajes del Pitu ha sido una de las noticias más positivas del verano y va camino de ampliarse. El buen inicio liguero del equipo, con sendos empates ante Madrid y Real Sociedad, han elevado más, si cabe, el intenso respaldo a un Sporting capaz de sacar el máximo rendimiento hasta al más mínimo detalle. Y el del público es de los importantes.

Abelardo ha iniciado la preparación del encuentro con la única ausencia de Halilovic, que disputó con la selección de Croacia sub-21 encuentro clasificatorio para el Europeo de la categoría en Estonia. El futbolista cedido por el Barcelona se reincorporará mañana a los entrenamientos. El Pitu sigue pendiente del estado de Carmona y Lora, que en el entrenamiento de ayer se ejercitaron al margen del grupo. Casto y Luis Hernández, por su parte, no completaron el ensayo con el resto del grupo. El de Ujo, por molestias en la rodilla, y el madrileño, por una sobrecarga.

El Valencia también ha regresado al trabajo, aunque en este caso sin poder contar todavía con cuatro de los ocho futbolistas inmersos en citas internacionales con sus respectivas selecciones. Han vuelto Gayá y Santi Mina, tras tomar parte en la victoria de la selección española sub-21 frente a Estonia. A los jóvenes españoles se les ha unido Bakkali, que también participó en la victoria de Bélgica sub-21 frente a Letonia, y el recientemente incorporado Abdennour, que no pudo evitar la derrota de Túnez ante Liberia. Faltan por regresar Mustafi, Paco Alcácer, Rubén Vezo y Danilo Barbosa. El técnico che deberá esperar, previsiblemente hasta mañana, para tener a todos sus jugadores disponibles.

El Sporting, por su parte, intentará alargar la crisis de resultados del Valencia, que viene de empatar sus dos partidos anteriores, ante Rayo y Dépor. Lo hará amparado por una inmaculada trayectoria en El Molinón, donde para encontrar la última derrota hay que viajar, exactamente, hasta el pasado 18 de enero. El Betis fue el último equipo en asaltar el municipal gijonés y el único capaz de conseguirlo en toda la temporada. Y es que de las dos derrotas cedidas en toda la competición, la otra fue lejos de Gijón, en la visita al Valladolid. El inexpugnable Molinón jugará a favor, una vez más, de los guajes del Pitu.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine