El instigador del asesinato de Touriño pagó 12.000 euros al verse descubierto Un muerto y cinco heridos graves en un accidente múltiple en Orense Cárcel para los dueños de un bar de Toledo por hacer demasiado ruido Se hunde un pesquero español tras chocar contra otro en Senegal Una mujer muere ahogada en una playa de Benalmádena

01.07.2009 | 02:00

El supuesto instigador del asesinato del director del Centro de Convenciones de Barcelona, Félix Martínez Touriño, pagó cerca de 12.000 euros para que un sicario matara a su jefe, cuando éste descubrió que su empleado se enriquecía ilegalmente a costa de la empresa pese a su alta remuneración. Según fuentes cercanas al caso, M. M. B, que permanece detenido a la espera de pasar hoy a disposición judicial, aprovechaba su cargo como jefe de los servicios audiovisuales para hacer negocios por su cuenta a nombre del Centro de Convenciones, con lo que cobraba comisiones ilegales.


Una persona murió y otras cinco resultaron heridas de gravedad en un accidente de tráfico múltiple ocurrido ayer por la mañana en Rubiá (Orense), según informó la Guardia Civil de Tráfico. En el siniestro, de cuyas causas no se informaron, se vieron implicados varios vehículos, entre ellos un camión.


El Juzgado de lo penal número 2 de Toledo ha condenado a los dueños de un bar de copas a un año y medio de prisión (a cada uno) por las lesiones y los trastornos que ocasionó el ruido a una familia toledana que, después de tres años de insomnio, optó por marcharse a otro lugar a vivir. Los condenados deberán pagar a una mujer 18.000 euros por las lesiones causadas y otros 7.500 a los otros tres miembros de la familia por los daños morales. La sentencia no es firme y contra ella cabe recurso ante la Audiencia de Toledo.


El buque arrastrero «Peix Mar 30», con base en Huelva, se hundió en aguas de Senegal tras colisionar el lunes por la noche con el pesquero «Río Huelva 1», sin que haya habido víctimas. Todos los tripulantes del buque hundido fueron rescatados por tres barcos tras la colisión, que se produjo a 30 millas de Dakar.


Una mujer de unos 40 años murió ayer ahogada en la playa, en la localidad malagueña de Benalmádena. El suceso se produjo en la zona conocida como el Castillo de Bil-Bil sobre la una y media de la tarde. Unos bañistas rescataron a la mujer, la sacaron del agua e intentaron reanimarla sin éxito.

Enlaces recomendados: Premios Cine