El Gobierno defiende la cadena perpetua para el parricida avilesino de Moraña

"Tiene que tener esa condena; se va a quedar en la cárcel y no podrá volver a cometer un delito así", dice la secretaria de Estado de Igualdad

26.08.2015 | 04:40
El presunto parricida, el día de su primera comparecencia ante el juez.

El ministerio público debería pedir cadena perpetua para David Oubel, el hombre criado en Avilés que asesinó presuntamente a sus dos hijas con una radial en la localidad de Moraña (Pontevedra). Esa es la opinión de la secretaria de Estado de Servicios Sociales e Igualdad, Susana Camarero, quien defiende la aplicación de esta pena, tal y como contempla el artículo 140 del nuevo Código Penal. La última palabra, sin embargo, la tendrá el fiscal del caso. Sería la primera vez que se pide en España una condena así.

"Creo que la prisión permanente revisable, que se va a poder aplicar al autor del crimen de las dos niñas de Pontevedra, va a ser importante. Ese asesino tiene que tener esa condena. Va a quedarse en la cárcel y no va a poder volver a cometer un delito como éste", afirmó Camarero en una entrevista radiofónica. La número dos de Sanidad indicó que sólo ampliar la pena a estos asesinos "no lleva a la solución" y advirtió de la necesidad de "trabajar en la concienciación, sensibilización, protección y recuperación de las víctimas psicológica y económicamente".

David Oubel Renedo, de 40 años, asesinó presuntamente a sus hijas Candela y Amaya, de 9 y 4, el pasado 31 de julio. Utilizó una radial que había comprado unos días antes. El hombre no solo cortó el cuello de sus hijas, sino que mutiló sus rostros con la herramienta de construcción. Unos días antes había puesto a la venta la casa en la que se produjo el crimen. Y anunció sus propósitos tanto a su exmujer, de la que se había separado tras reconocer que mantenía una relación homosexual con un dentista, como a algunos familiares.

Tras matar a las crías, se autolesionó en el baño de la vivienda, donde fue encontrado por los agentes de la Guardia Civil, aunque este intento de suicidio no se ha considerado serio, al ser las heridas superficiales. Su ingreso en la prisión pontevedresa de A Lama fue recibido con hostilidad por los presos, que lo amenazaron de muerte. Este ambiente tenso obligó al traslado del avilesino a la cárcel de Mansilla de las Mulas, en León, donde se le aplica el protocolo antisuicidios.

La secretaria de Estado de Igualdad cargó en la entrevista radiofónica contra la consejera de sanidad valenciana y secretaria de Igualdad del PSOE, Carmen Montón, quien declaró en una entrevista que el doble crimen de Cuenca mostraba las "vergüenzas" del Gobierno en materia de violencia machista. Camarero calificó estas apreciaciones de "bochornosas e irresponsables", y acusó al PSOE de hacer "demagogia" y "utilizar electoralmente estos crímenes y estas víctimas y la violencia de género", algo que, a su juicio, le "aleja" de esa propuesta de pacto social y político, que los socialistas "piden con la boca pequeña". La secretaria de Estado afirmó que en estos tres últimos años "se ha avanzado" en materia de violencia machista, no solo con la reducción del número de víctimas mortales, sino porque "hay más medios" al servicio de las víctimas. El presunto homicida de Marina Okarynska y Laura del Hoyo, Sergio Morate, aún no ha decidido si recurrirá su extradición. Tiene de plazo para pensarlo hasta pasado mañana viernes.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine