Un niño de un año mata a mordiscos a una serpiente en Brasil

04.11.2015 | 02:36

Un niño de un año y cinco meses mató a mordiscos a una serpiente venenosa que encontró en el patio de su residencia en Mostardas, en el litoral del sureño estado brasileño de Río Grande do Sul. A la madre le extrañó el largo silencio de su hijo y fue a ver qué hacía en el patio, cuando lo encontró con la serpiente en la boca y el animal aún debatiéndose para intentar soltarse. El pequeño tenía sangre en la boca y en las manos y que, como si se tratase de uno de sus juguetes, no quería soltar al ofidio. El mordisco fue muy próximo a la cabeza del animal, lo que impidió que la serpiente lo atacara.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine