Tráfico incrementa hasta Reyes los controles de velocidad, alcohol y drogas

El dispositivo para las fiestas de Navidad, que cuenta con 250 agentes, prevé alrededor de 245.000 desplazamientos en las vías asturianas

24.12.2015 | 03:43
Tráfico denso en la autovía de Villaviciosa.

Tráfico inició ayer la operación especial de Navidad, un dispositivo que cuenta con la participación de 250 agentes y en el que se prevén alrededor de 245.000 desplazamientos hasta la festividad de Reyes. A lo largo de estas fechas la Guardia Civil incrementará los controles de velocidad en las carreteras convencionales de la región, las que registran un mayor número de accidentes y víctimas mortales. El año pasado se produjo un repunte de los siniestros en las fechas navideñas, con 39 accidentes con víctimas (1 fallecido, 6 heridos que requirieron hospitalización y 48 lesionados que no precisaron ese tipo de atención).

La operación está dividida en tres fases. La primera, la de Navidad, se inicia hoy, jueves, y concluye el domingo. En este periodo se prevén alrededor de 70.000 desplazamientos. La misma cifra se prevé para la segunda fase (Fin de Año), que se inicia el día de Nochevieja y concluye el domingo 3 de enero. Finalmente, en la tercera fase, que incluye la víspera y el día de Reyes, se esperan unos 35.000 desplazamientos de largo recorrido. A nivel nacional, se prevén más de 13 millones de desplazamientos, un cuarto de los cuales se concentrarán en el cuadrante Noroeste del país. Los destinos principales serán: segunda residencia, áreas de grandes centros comerciales y zonas de montaña para la práctica de deportes de invierno.

Los momentos de mayor circulación se prevén para las tardes del 30 de diciembre y el 4 de enero, las mañanas de hoy, día de Nochebuena, de Nochevieja y del 5 de enero, víspera de Reyes. También se prevé una circulación importante en torno al mediodía y hacia las ocho de la tarde del próximo domingo, 27 de diciembre, y del 3 de enero, también domingo.

Como medidas para facilitar la circulación y mejorar la seguridad, se suspenderán las obras en carreteras, se limitará el tráfico de vehículos pesados y se incrementarán los controles de velocidad, alcohol y drogas, especialmente en las carreteras convencionales -y no sólo en aquellas que son objeto actualmente de controles con radares móviles-, a cualquier hora del día.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine