24 de agosto de 2016
24.08.2016
Lne.es »

Encuentran en buen estado a la mujer desaparecida en Sariego

Elena Solares, de 84 años, fue encontrada por un vecino cerca del antiguo lavadero de La Pinga, a un kilómetro de la casa de su hijo

24.08.2016 | 12:05

Un vecino encontró esta mañana, en buen estado de salud, a Elena Solares, la mujer de 84 años desaparecida desde el lunes por la tarde. Fue localizada pasadas las 10.00 horas cerca del antiguo lavadero de La Pinga, a un kilómetro de la casa de su hijo. Ella se dirigía a su vivienda en San Román (Sariego) a unos tres kilómetros y medio. La mujer, consciente en todo momento, comentó haber visto los helicópteros sobrevolando la zona y se mostró asustada.

Rápidamente los efectivos del dispositivo de rastreo llegaron hasta ella, presentaba alguna magulladura en una pierna y un brazo, y con la camilla nido la portearon hasta la ambulancia. Por prevención, la afectada está siendo trasladada al Hospital Universitario Central de Asturias (HUCA).

En el dispositivo de rastreo han participado efectivos de bomberos del Servicio de Emergencias del Principado de Asturias (SEPA), del parque de Villaviciosa, la Unidad Canina de Rescate, y voluntarios de protección civil, además de la Guardia Civil y vecinos de la localidad. El Servicio de Atención Médica Urgente (SAMU) movilizó al equipo médico del consultorio de Sariego y la ambulancia de soporte vital básico de Siero.

LA DESAPARICIÓN

El lunes, fue a pasar la tarde a casa de su hijo Juan José, en El Monte, para ver a su bisnieta de cuatro meses. Foncueva recuerda que estuvo con el bebé y la ayudaron a ducharse. Cuando él se fue a Nava, donde tenía cita con el fisioterapeuta, eran alrededor de las 17,30 horas y la dejó tranquilamente sentada fuera de la casa.

Sobre las 18 horas, ella decidió regresar a su casa. No quiso esperar a que llegara su hijo y optó por ir caminando hasta su casa. Hacía como dos años que no volvía a su vivienda a pie, cuenta la familia. La alarma saltó cuando su nuera, la mujer de su hijo Juan José Foncueva, la llamó varias veces a casa por teléfono para confirmar que había llegado bien. Eran sobre las siete de la tarde y no contestaba. La mujer alertó a su esposo, que al regreso de Nava, pasó por la casa de su madre. Le extrañó que estuviera todo como "ella lo había dejado". Buscó bien en toda la vivienda: debajo de las camas, en los armarios. Pero nada.

Así que asustados y preocupados alertaron a los servicios de emergencias, que pusieron en marcha un dispositivo de búsqueda, al poco de recibir la llamada, a las 21.08 horas. En total, unas sesenta personas estuvieron peinando la zona hasta las cinco de la mañana y siguieron ayer.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine