12 de mayo de 2017
12.05.2017

El fiscal investiga a un presunto furtivo captado por el FAPAS cerca de Porley

El sospechoso, al que se ha intervenido el arma, niega ser la persona de las fotos

12.05.2017 | 01:38

El fiscal de Medio Ambiente, Alejandro Cabaleiro, investiga a un vecino de Cangas del Narcea por presunto furtivismo después de que fuese fotografiado por una de las cámaras estáticas del Fondo para la Protección de los Animales Salvajes (FAPAS) en el monte Budia, cerca de la localidad de Porley. Las fotos fueron tomadas el 8 de noviembre de 2016 sobre las cinco y veinte de la tarde, y en ellas se aprecia a un hombre con una escopeta cruzando por una zona de paso de osos.

El FAPAS entregó la fotografía a la Guardia Civil, que investigó la identidad de la persona que aparecía en las imágenes, localizó a un sospechoso y le intervino el arma. Luego puso los hechos en conocimiento del fiscal de Medio Ambiente, que abrió las diligencias de investigación en curso.

El hombre, defendido por Fernando de Barutell, ha prestado declaración ante el fiscal y ha negado ser la persona que aparece en la fotografía. En los próximos días presentará pruebas de que se encontraba en otro lugar cuando la imagen fue captada.

Son numerosos los presuntos furtivos que han sido denunciados por el FAPAS merced a las fotografías tomadas por las cámaras fijas instaladas en el monte. En 2014 ya fueron imputados dos vecinos de Coañana, en Quirós, tras ser sorprendidos armados y con pasamontañas en la zona del parque natural de Las Ubiñas-La Mesa.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine