«Cenizas del cielo» abre el Festival de cine medioambiental de Barcelona

La película de José Antonio Quirós, rodada en Ribera de Arriba, se estrena el sábado y llegará a los cines tras el verano

27.05.2008 | 00:00

Oviedo, Marcos PALICIO

«Cenizas del cielo», la «comedia naturalista» del cineasta asturiano José Antonio Quirós, sale del horno el próximo sábado en Barcelona. El segundo largometraje de Quirós, rodado el pasado verano fundamentalmente en el concejo de Ribera de Arriba, inaugurará la decimoquinta edición del Festival Internacional de Cine de Medio Ambiente (FICMA) en la que será su primera exhibición pública. El público no la verá en las salas hasta «después del verano», según aseguraba ayer el director, todavía sin una fecha fija, pero el que se presenta como el primer filme «verde» de España lanza ya el primer anzuelo el próximo fin de semana en el teatro Moderno de El Prat de Llobregat. Se estrena en el festival, pero fuera de concurso y con la asistencia anunciada de buena parte de su elenco, integrado, entre otros, por los actores Gary Piquer, Celso Bugallo, Clara Segura y la asturiana Beatriz Rico.


En la cuenta atrás hacia la primera reacción de su primer público, Quirós combina la incertidumbre con el regusto agradable de los recuerdos de un rodaje «maravilloso» en distintos lugares de Asturias. Sobre todo en Ribera de Arriba, cuya central térmica es a la vez protagonista mudo y paisaje de la historia, pero también en localizaciones de Oviedo Gijón, Mieres y Morcín. En «Cenizas del cielo», Ribera de Arriba es «Valle Negrón» y Celso Bugallo, «Goya» al mejor actor secundario por su interpretación en «Mar adentro», pone cuerpo a Federico, el protagonista de una lucha contra los efectos de la contaminación de la central y a favor de la conservación del valle que la aloja. Su personaje está libremente inspirado en una carta al director publicada en LA NUEVA ESPAÑA en la que un vecino alertaba contra la destrucción del valle en el que vive por las emisiones de la planta. Su lucha mueve la historia, alterada por la llegada al valle de un escritor escocés interpretado por Gary Piquer y acompañada por las de una mujer (Clara Segura, que también intervino en «Mar adentro») que vive junto a la central, una pareja que cree no poder tener hijos por culpa de la térmica (Fran Sariego y Beatriz Rico), un minero prejubilado obsesionado con el golf (Adriano Prieto), un pescador que no encuentra peces?


El tráiler con las primeras imágenes de la película incluye las del protagonista ascendiendo por la escalerilla exterior de la chimenea de la central térmica en una muestra de cómo se ha resuelto en la cinta el principal obstáculo del intenso verano de rodaje en Asturias. El equipo de «Cenizas del cielo» se quejó de no haber recibido finalmente el permiso para rodar dentro de la planta pese a tener una autorización por escrito.


Producido por Bausan Films y El Nacedón Films, el segundo largometraje de José Antonio Quirós sigue explorando los caminos del cine social que el director morciniego abrió en 1999 con «Pídele cuentas al Rey». «Cenizas del cielo» cuenta con un presupuesto de 1.750.000 euros, 400.000 de ellos aportados por el Gobierno del Principado. Quirós firma el guión junto a Dionisio Pérez, con la colaboración de Ignacio del Moral, y la banda sonora tiene detrás al compositor asturiano Ramón Prada.

Enlaces recomendados: Premios Cine