SILVIA ABASCAL | Actriz, regresa al cine de protagonista con "Francisco"

"Cuando conoces el pasado del Papa sorprende menos su actitud y entiendes sus decisiones"

"No tengo ningún problema en hablar de mi ictus ni me supone ningún trauma, y entiendo que me pregunten, pero a veces ves el titular y piensas: '¡Jo!, otra vez lo mismo'"

20.09.2015 | 04:40
Silvia Abascal.

A Silvia Abascal no le molesta hablar de su ictus, pero si está de promoción, como es el caso, cuando se acaba de estrenar en España la película "Francisco", que cuenta la historia personal del Papa hasta su nombramiento, ella prefiere hablar de cine, de su proyecto. Después de tres meses de grabación en Argentina, donde se ha metido en el papel de una periodista agnóstica que sí cree en Francisco como persona, Abascal siente estos días el respeto que da enfrentarse a un estreno.

-Nos alegramos de volver a verle en un papel protagonista.

-Muchísimas gracias.

-¿Cien por cien recuperada del ictus que sufrió hace cuatro años?

-No, no me gustan las totalidades y menos en estos temas, está claro que ha habido muchos avances y que estoy mucho mejor, pero el tema del sonido sigue ahí, sigo teniendo complicaciones con los ruidos y además tengo muchos acúfenos. Había muchas cosas que recuperar, la agilidad, el equilibrio, pero no me gusta que todos los titulares se centren en el ictus. No tengo ningún problema en hablar de ello, ni me supone ningún trauma y entiendo que me pregunten, pero a veces ves el titular y piensas: "¡Jo!, otra vez lo mismo".

-Usted ha vuelto muy progresivamente al cine, ¿por qué fue con esta película con la que se atreve de nuevo con un papel protagonista?

-Así es, me he ido marcando mis tiempos, poco a poco. Primero con papeles de reparto, luego con secundarios y ahora con este papel protagonista. En realidad ésta es una película que yo podía hacer, porque si se tratase de encarnar a una mujer que monta a caballo o se pasa todo el día haciendo esgrima entonces tendría que decir que no. Aunque fueron tres meses de rodajes muy intensos, mi personaje es una periodista y toda la trama se centra en contar cómo ella y el Papa se convierten en amigos y compañeros. Hay toda una historia del desarrollo de su amistad, desde el cónclave de 2005, cuando se conocieron, hasta 2013.

-Aunque usted no es creyente, ¿la vida del Papa Francisco merecía una película?

-Creo que sí, que merece la pena conocer lo que hay detrás de él antes de ser Papa, porque por lo menos en España era un auténtico desconocido. En realidad pienso que esta película no va precisamente dirigida a la gente católica o creyente, sino a toda la gente que tiene la curiosidad de saber qué hay detrás de este hombre; su infancia, su lucha contra la pobreza y la explotación. Una vez que conoces todo su pasado sorprende menos su actitud y las decisiones que ha tomado, como por ejemplo denunciar los abusos sexuales que se han llevado a cabo dentro de la propia institución. Para saber dónde está uno es muy importante saber de dónde viene.

-La periodista que encarna en la película es agnóstica, pero aunque no cree en dioses sí que cree en el Papa. ¿En qué cree Silvia Abascal?

-Yo creo en esta vida, en la condición humana. No creo en ninguna religión ni doctrina que esté basada en el miedo ni en lo que nos espera. Pero soy una persona muy espiritual.

-¿Y usted cree en el Papa como ser humano?

-Aunque no soy creyente creo que a diferencia del resto de los Papas, Francisco tiene un contacto directo con los ciudadanos, es una persona que habla claro y muy directo y es muy coherente. Te das cuenta que sus acciones están basadas en su pensamientos y eso es lo que importa.

-Cree que Francisco verá la película, ¿tiene curiosidad por saberlo?

-La verdad es que no me lo imagino delante de la pantalla viendo la película, supongo que tendrá miles de cosas que hacer que le acaparan la mayor parte del tiempo.

-Menudo lujazo participar el videoclip con Alejandro Sanz, ¿no?

-Ha sido un regalo, somos amigos desde hace muchos años y teníamos ganas de trabajar juntos, pero en otras ocasiones no había podido ser. El vídeo está hecho con muchísimo tacto y elegancia y fue una maravilla trabajar juntos, más cuando es una canción tan bonita.

-Usted es muy activa en las redes sociales y estos días la hemos visto posicionarse contra el Toro de la Vega.

-Es que me es incomprensible que bajo la palabra tradición se niegue la evolución. También en África es una tradición la ablación del clítoris a las niñas y eso no impide que sea una auténtica aberración. Soy incapaz de encontrar la lógica ante un espectáculo como éste y pensar que se siga celebrando año tras año. Hay que evolucionar.

-¿Aún se sigue poniendo nerviosa ante el estreno de una película o las tablas han aplacado los nervios?

-La verdad es que yo cada vez me pongo menos nerviosa, ya no sufro esos nervios que te bloquean y que te hacen sentir mal, pero sin embargo tengo una sensación de respeto profundo. Que ahora no sienta aquel nerviosismo de hace años no quiere decir para nada que no me preocupe, pero el tiempo te ayuda a relativizar las cosas, tanto lo bueno como lo malo.

-El cine español, ¿siempre está en crisis?

-Desde que tengo uso de razón es algo que he escuchado siempre, pero ahora ya ni te cuento? Todo está cambiando y tenemos que modificar las formas de trabajar porque está claro que ahora está ahí internet, la piratería... Era algo contra lo que antes no había que luchar. Y luego tenemos las dificultades de este país en donde no se invierte en cultura y en donde no se dan cuenta que es precisamente la cultura la raíz de la que surge a una sociedad y que es justo lo contrario a un capricho.

-¿Y cómo nos ven desde fuera?, ¿los productores y actores extranjeros quieren trabajar en España?

-Yo siempre noto que hay muchas ganas de trabajar en España, desde luego que nuestros directores son conocidos y reconocidos, y ahora que he estado en Argentina tres meses con el rodaje de esta película ni te cuento. España siempre ha sido cuna de buenos profesionales en el mundo del cine.

-Se junta con dos películas en cartelera, "Francisco" y "Ma ma", donde trabaja con Penélope Cruz.

-Así es, en "Ma ma" tengo un papel muy cortito, en realidad interpreto a una enfermera que es la que está al lado de Penélope durante su enfermedad. La película es maravillosa, un auténtico canto a la vida.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine