Vin Diesel pisa el freno

El rey de la acción de Hollywood quiere alejarse de papeles oscuros tras tener un hijo y se dejará guiar por su corazón

19.10.2015 | 02:05

Vin Diesel, el rey de la acción en Hollywood, ha decidido pisar el freno en lo que a personajes oscuros se refiere. Convierte en oro todo lo que toca, pero no por arte de magia, el principal arma de su personaje en "El último cazador de brujas", estrenada el viernes en Estados Unidos, sino porque, según él, permite que el corazón le dicte sus decisiones.

"Si acabo de tener un hijo, no puedo hacer un personaje tan oscuro como Riddick (2013). Pero el año pasado, cuando hice 'El último cazador...', fue un periodo muy duro en mi vida", explicó el actor en alusión a la muerte de Paul Walker, su amigo y compañero en la saga "Fast & Furious".

"Mi personaje en 'El último cazador...' puede enmascarar su dolor, y me identifiqué con ello. Me pareció muy apropiado. Tras la muerte de Paul no quise que el público, mi familia y especialmente mis hijos vieran por lo que estaba pasando", agregó Diesel, de 48 años.

"Por eso, el corazón y el momento en el que me encuentro en mi vida dictan el siguiente paso para mí", manifestó. Los nuevos bríos que adquirió la franquicia de "Fast & Furious" a partir de su cuarta entrega resultaron decisivos en la consolidación de Diesel como gran estrella. Aquella cinta recaudó más de 360 millones de dólares, la quinta entrega ingresó más de 620 millones y la sexta aceleró hasta los 790 millones. "Furious 7" se convirtió el año pasado en la quinta película de mayor recaudación en la historia, con más de 1.500 millones de dólares en taquilla.

"El dinero y la fama no me han cambiado. Las que cambian son las personas a mi alrededor, que me tratan de forma diferente. Yo soy el mismo, pero mi responsabilidad ahora es mayor. El dinero no se conecta con la felicidad", apuntó el intérprete.

"En mi vida", explicó, "ha habido momentos donde he sido muy pobre y era completamente feliz, y momentos, como el año pasado, donde tenía mucho dinero y estaba en las antípodas de estar contento".

Hoy en día, Diesel no puede ocultar su satisfacción, principalmente porque cree tener entre manos el inicio de otra potencial franquicia, un proyecto que nació de su amor por el juego de rol "Dungeons and Dragons".

"El último cazador de brujas", dirigida por Breck Eisner, es una fantasía de acción y aventuras en la que un guerrero con el don de la inmortalidad (Diesel) mantiene una batalla imperecedera contra las brujas, que amenazan con la aniquilación de la raza humana tras la resurrección de su principal hechicera. El reparto lo completan Elijah Wood ("El señor de los anillos"), Rose Leslie ("Juego de tronos") y Michael Caine ("El caballero oscuro"), quien, según confesó Diesel, se planteaba abandonar el cine.

Pero el británico leyó el guión y aceptó embarcarse en el proyecto, en un papel que recuerda al que interpretó en 2008 del mayordomo Alfred en la saga de Christopher Nolan sobre Batman. "Nos conocemos desde hace 13 años. Somos amigos y solemos salir a cenar. Siempre quisimos trabajar juntos. Por suerte, cambió de opinión acerca de su retirada. Su decisión también me afectó a mí, porque en ese momento consideraba parar durante un año. Y así cumplí uno de mis sueños, rodar con él", manifestó. Recientemente, hubo rumores que situaban a Diesel detrás de las cámaras para "Furious 8". "Yo nunca consideré dirigir la película. Quien quería que lo hiciera era mi madre. Es mi campeona", afirma.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine