12 de octubre de 2017
12.10.2017

La esposa de Weinstein le da portazo

La diseñadora Georgina Chapman se separa del productor, al que condenan todo Hollywood y Obama, tras salir a la luz las acusaciones por acoso sexual

12.10.2017 | 03:42
Harvey Weinstein y Georgina Chapman.

El escándalo que envuelve al productor de Hollywood Harvey Weinstein crece vertiginosamente y mientras la lista de acusaciones de abusos y acoso sexual por parte de actrices y modelos sigue en aumento, su esposa Georgina Chapman ha decidido abandonarle. "Se me rompe el corazón por todas las mujeres que han sufrido un dolor tremendo por estas acciones imperdonables. He decidido dejar a mi marido", dijo Chapman, fundadora de la prestigiosa casa de moda Marchesa, en un comunicado enviado a la revista "People".

Chapman había guardado silencio desde que la semana pasada "The New York Times" destapara el historial de supuestos casos de acoso protagonizados durante décadas por Weinstein, aunque el productor había afirmado que su mujer le apoyaba "al cien por cien". Con sus declaraciones, Chapman contradijo a su marido y se une a una larga lista de actores e importantes entidades de Hollywood que se distancian de él, como el gigante del entretenimiento Disney, dueño de la productora Miramax que cofundó Weinstein con su hermano Bob.

Disney, que despidió a Weinstein en 2005, afirmó no tener constancia de "quejas, denuncias o acuerdos" sobre el comportamiento sexual del productor.

Mientras, el número de mujeres que han denunciado públicamente que fueron acosadas sexualmente por Weinstein en algún momento asciende de forma imparable, y las últimas en dar un paso al frente son la británica Romola Garai o la neozelandesa Zoe Brock.

Medios especializados señalan que ya son 29 las mujeres que aseguran que fueron víctimas del poderoso productor, con actos sexualmente explícitos, comportamientos inapropiados o con contundentes represalias profesionales si se negaban a reunirse a solas con él.

Entre ellas, se encuentran tanto actrices consagradas como Angelina Jolie, Gwyneth Paltrow, Mira Sorvino o Ashley Judd, como antiguas aspirantes a la profesión o empleadas de The Weinstein Company.

Además de tres acusaciones de violación contra Weinstein que relata la revista "New Yorker", las víctimas hablan de varios casos de sexo oral obligado así como numerosas "reuniones de trabajo" en habitaciones de hotel en las que el productor se desnudaba frente a las mujeres, las pedía masajes o se daba un baño frente a ellas. Estrellas como Meryl Streep, Kate Winslet, Jennifer Lawrence y Jessica Chastain han condenado el comportamiento de Weinstein, a las que se han sumado Emma Watson o Cate Blanchett, y actores como Colin Firth, Mark Ruffalo, George Clooney o Christian Slater.

Pero estas acusaciones no pillan por sorpresa a todos, y algunos han admitido que los rumores sobre el comportamiento del productor circulaban por Hollywood desde hace años, como afirmó el propio Clooney.

A las condenas de actores de Hollywood de los últimos días se ha sumado también la más alta esfera política con los mensajes lanzados tanto por la excandidata Hillary Clinton como por el expresidente Barack Obama. Clinton se mostró "impactada y horrorizada", mientras que Obama, cuya hija mayor Malia trabajó de becaria este año en The Weinstein Company dijo sentirse "asqueado" y que Weinstein debe ser condenado y rendir cuentas.

La Academia Británica de las Artes Cinematográficas y de la Televisión suspendió "de forma inmediata" como miembro a Weinstein.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine