14 de diciembre de 2009
14.12.2009
Cormorán grande

El cormorán, en el punto de mira

El Principado acabará con el 30% de la población de esta especie mediante controles en los principales ríos con el objetivo de favorecer la presencia de salmones

14.12.2009 | 01:00
El cormorán, en el punto de mira

Oviedo,


Raquel L. MURIAS


Un treinta por ciento de cormoranes grandes menos en los ríos de Asturias. Este es el objetivo de la Consejería de Medio Ambiente que ya ha comenzado a abatir a estas aves predadoras que, según el Principado, suponen un peligro para la permanencia del salmón en los cauces asturianos, un pez que ha tocado fondo en número de capturas en la última temporada en la región. El algunos cauces toda la población será erradicada, como en el río Deva.


Las batidas de cormoranes son, junto a las restricciones en la normativa de pesca -que implanta por primera vez en Asturias un mes y medio de pesca sin muerte-, las medidas principales que adopta el Principado para intentar recuperar la presencia del salmón en el río.


El último censo de cormoranes llevado a cabo en la región, en el año 2007, desveló que hay 900 ejemplares en los ríos asturianos y el Principado ya ha anunciado que se matarán 260 en esta temporada; es decir, el 30 por ciento de la población.


Pero los primeros disparos han llegado cargados de una buena munición: la polémica. Asociaciones conservacionistas, ecologistas e incluso parte de los pescadores de la región consideran que los controles de la Consejería no se sustentan en datos científicos. Estudios biológicos aseguran que el cormorán basa su dieta en el salmón sólo entre un 5 a un 7 por ciento y, además, según denuncian los ecologistas, «no se ha tenido en cuenta el número de ejemplares presentes en cada río para definir cuántos se van a matar», explican desde la Coordinadora Ecologista de Asturias. Y es que en algunos ríos, como es el caso del Deva, se matarán todos los cormoranes que hay; es decir, cinco, según los datos del censo de 2007 que elaboran de forma conjunta el Principado de Asturias y la Coordinadora Ornitolóxica de Asturias.


Además, en otros ríos, como en el Navia, la Consejería de Medio Ambiente ha autorizado que se maten cinco ejemplares, pero lo cierto es que ya se han encontrado doce cormoranes muertos en la ribera, con lo que se ha superado el cupo que establece Medio Ambiente. Y es que, en realidad, los ecologistas denuncian que se matan más aves de las que se especifican en la norma, porque el Principado basa su recuento en los ejemplares que se abaten y se logra recoger su cadáver. «Muchos se matan y no se encuentran porque caen en zonas de monte o fuera del río», explican desde la Coordinadora Ecologista. Estos son los ejemplares que se matarán en los ríos asturianos, según la resolución de la Consejería de Medio Ambiente: 30 en el Cares, 40 en el Sella, 80 en el Nalón, 30 en el alto Narcea, 30 en el medio y bajo Narcea, en el Caudal 40, en el Esva 5 y en el Navia 5.


No es la primera vez que la Administración regional lleva a cabo batidas de cormoranes en los ríos asturianos. Se llevan haciendo en los últimos cinco años pues su control es una de las solicitudes «históricas» de los pescadores. Consideran que el cormorán grande es uno de los grandes enemigos del salmón en los ríos asturianos y solicitan reiteradamente a la Consejería de Medio Ambiente que lleve a cabo controles sobre la especie. Aunque en un primer momento desde el Principado se había asegurado que esta campaña no se matarían más cormoranes grandes, Medio Ambiente ha cedido ante las presiones de los pescadores y ha optado por llevar a cabo nuevos controles en los que se matarán el doble de aves que en campañas anteriores.


Los censos de los últimos años de esta ave desvelan que, con controles o sin ellos, el número de cormoranes que habita en los ríos asturianos se mantiene. Los opositores a las batidas aseguran que el cormorán siempre ha vivido en el río y que su presencia natural en el cauce no provocará la extinción del salmón. Por el contrario los pescadores aseguran que el cormorán está ahora más presente que nunca y que se come a los salmones por decenas.

Controles


El Principado ha anunciado que matará 260 cormoranes grandes en los principales ríos salmoneros de Asturias, el doble que el año pasado.


Dieta de salmones


Los conservacionistas aseguran que el impacto del ave en el salmón en mínimo. Los pescadores aseguran lo contrario.


Todos


El algunos ríos, como es el caso del Deva, el Principado permite que se maten todos los cormoranes que hay.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído