20 de mayo de 2010
20.05.2010

Mucha incertidumbre y recursos judiciales

20.05.2010 | 13:38

La incertidumbre es general entre funcionarios y pensionistas. Casi dos semanas después de que el presidente del Gobierno anunciara los recortes salariales a los empleados públicos y a los jubilados, el Ejecutivo de José Luis Rodríguez Zapatero se ha limitado a dosificar, a modo de cuentagotas, algunas de sus pretensiones y por cauces tan variopintos como el programa «La Noria». Hoy es el «día H». Los sindicatos mayoritarios, UGT, CC OO y CSIF esperan conocer todos los detalles del ajuste en la reunión de la Mesa General, que tendrá lugar en Madrid y también tras el Consejo de Ministros.

Entre tanto, esos tres sindicatos estudian la posibilidad de recurrir ante la Justicia el recorte medio del cinco por ciento del salario de los funcionarios. Los servicios jurídicos de los tres sindicatos analizan las distintas opciones legales, pero prefieren esperar a conocer el documento que apruebe hoy el Consejo de Ministros. A estas alturas, los empleados públicos y sus sindicatos son un mar de dudas sobre el alcance de los recortes. También los gobiernos autonómicos y los ayuntamientos. Desconocen si el «tijeretazo» afectará al cómputo global de su masa salarial o, por el contrario, a los complementos (específico y de destino) y tienen dudas de que la reducción salarial puede resultar discriminatoria, según las normas que apruebe el Gobierno central. Tampoco tienen claro si los ajustes serán aplicables en todas las empresas del sector público o sólo en algunas después de que la vicepresidenta, Teresa Fernández de la Vega, anunciase días atrás que las empresas públicas reguladas por convenio no entrarán en ese ajuste como, por ejemplo, Correos, Hunosa, Feve, Renfe y Aena, entre otras. IU de Asturias también se sumó a la marea creciente de voces críticas con el Gobierno central. «Zapatero vació la defensa del Estado y ahora no se atreve a tocar a los ricos», manifestó Jesús Iglesias. También Antonio Pino se mostró partidario de ir una huelga general si el Gobierno plantea medidas «regresivas».

Mientras tanto, la indignación en los funcionarios sigue. UGT, CC OO y CSIF han convocado para hoy una concentración de protesta contra el ajuste, a las seis de la tarde, ante la Delegación del Gobierno, en Oviedo.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook