21 de octubre de 2010
21.10.2010
 
Nueva pérdida de conexiones aéreas
 

Air Nostrum cancela sus vuelos desde Asturias a Bruselas, Málaga y Alicante

La compañía, que dejará de operar el próximo día 31 y está enfrentada al Principado, asegura que el recorte se debe a una caída de la demanda

21.10.2010 | 02:00
Primer vuelo de Air Nostrum entre Asturias y Bruselas.

Oviedo, R. L. MURIAS.


La compañía aérea Air Nostrum suspenderá a partir del 31 de octubre los vuelos que conectan Asturias con Bruselas, Málaga y Alicante. Según Air Nostrum, este recorte es la consecuencia de una «débil respuesta de la demanda durante los meses de invierno». Es decir, faltan pasajeros. En los últimos días se conoció también la intención de Vueling de eliminar el primer vuelo de la mañana de Asturias a Barcelona.


La empresa añade que a las «malas previsiones de ocupación» se añade el fuerte y continuado descenso del ingreso medio por pasajero desde comienzos de 2009, derivado de la caída del tráfico de negocios, «así como a la ausencia de apoyos», en una alusión a las diferencias que la compañía mantiene con el Principado. Lo que sí garantiza la compañía es que los pasajeros que ya tengan reservados sus billetes hacia Asturias o desde los destinos que se cancelarán serán reubicados en otros vuelos vía Madrid. La aerolínea asegura que mantendrá sus vuelos a Valencia y Sevilla desde Asturias, con cinco frecuencias semanales: los lunes, martes, miércoles, viernes y domingos.


Desde la Consejería de Infraestructuras aseguran que las razones que han llevado a Air Nostrum a cancelar estas conexiones son «estrictamente empresariales y en las que el Principado no puede entrar».


Sin embargo, desde la Consejería de Cultura recuerdan que a finales de 2009 Air Nostrum suprimió unilateralmente algunos de los destinos y frecuencias que estaban pactados en el contrato de promoción turística y que aunque en los últimos meses se mantuvieron conversaciones para restablecer las frecuencias canceladas «ha sido imposible», aseguran desde el Principado. La compañía decidió de forma unilateral modificar el contrato y éste tiene unas garantías y unas cláusulas que establecen que cuando hay un incumplimiento se denuncia, tal y como hizo Cultura. «El caso más significativo fue el de la conexión con Bruselas, en que se rebajaron de cuatro a una las frecuencias semanales. Málaga y Alicante pasaron de tener tres frecuencias semanales a una. Y en Sevilla y Valencia dejaron de operar los sábados», concretan desde la Consejería de Cultura.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas

Lo último Lo más leído