16 de mayo de 2012
16.05.2012
 

«El Viceconsejero, de mente turbia y dispersa, sólo busca engañar», afirma el abogado De la Iglesia

15.03.2012 | 01:00

Oviedo, E. M.


El abogado Gerardo de la Iglesia, que defendió a los propietarios que ganaron una demanda contra Sogepsa por su actuación desigual en la compra de terrenos en el barrio ovetense de Prado de la Vega, cargó ayer con dureza contra el viceconsejero de Infraestructuras del Principado, Juan Vega, que dijo el martes que investigaría la actuación de la sociedad mixta durante la etapa socialista. «Todo eso es una milonga alsaciana propia de una mente turbia y dispersa como la de Vega, un hombre que no sabe muy bien lo que quiere», indicó. Además, le acusó de «engañar a los expropiados», con los que se reunió hace dos días, porque «en vez de ir a los tribunales se dedica a prometer investigaciones». «Todo eso es el canto del cisne», remató.


De la Iglesia afirmó que los compromisos de Vega «son la nada», «un juego de pájaros y flores porque no tendrán ningún efecto práctico». «Si tanto cree en lo que dice, que vaya ante el juez, como hace todo el mundo que ha sido afectado por la gestión de ese organismo», insistió. «Conozco bien al Viceconsejero desde hace años y afirmo sin ningún miedo que lo que hizo fueron manifestaciones para envenenar a la gente», añadió.


El letrado ovetense, que actualmente lleva varios casos de perjudicados por las expropiaciones de Sogepsa, ironizó sobre los ataques del miembro del Ejecutivo de Francisco Álvarez-Cascos contra los antiguos responsables de Sogepsa. «Resulta que ahora va a ir a por Buendía -anterior presidente del consejo de la sociedad mixta y ex consejero del socialista Vicente Álvarez Areces-, pero, en realidad, no parece que tenga mucha intención de moverse», afirmó. «Todo esto me hace mucha gracia, aquí hay gente que llevamos luchando contra estos desmanes treinta años y otros que aparecen ahora prometiendo no sé qué investigación y no haciendo absolutamente nada», prosiguió. «Que se dejen ya de tanta declaración porque sólo buscan engañar», concluyó.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook